Basura: hay más exigencias para las tratadoras

Ambiente reglamentó el uso de certificados para las compañías que tratan el flowback y los recortes.

Adriano Calalesina - adrianoc@lmneuquen.com.ar

La cantidad de residuos petroleros que va en alza todos los años y la necesidad de mejorar los controles obligaron al gobierno provincial a adecuar la Ley de Medioambiente. En adelante, las empresas tratadoras, operadoras y transportistas de estos residuos especiales deberán cumplir algunos requisitos, básicamente formales, para proceder a comunicar la cantidad de basura que envían a las plantas de tratamiento. Los cambios no son solo para las empresas de tratamiento, sino también para las operadoras de la cuenca neuquina por el fenómeno de Vaca Muerta.

A partir de la disposición 662/19, de la subsecretaría de Ambiente de la provincia, cambiaron las formas de presentar las certificaciones de tratamiento y disposición final de esta basura. Si bien son formalidades, el mundo hidrocarburífero cambió desde hace cuatro años, cuando se reglamentó la Ley de Ambiente, a través del decreto 2262/15, que puso más exigencias y controles. Sin embargo, faltaba reglamentar más pautas.

La nueva disposición genera dos anexos a la ley. El primero se basa en la forma de confeccionar los certificados de tratamiento de residuos que tienen las empresas y las operadoras. El documento es una suerte de grilla donde se especifica en qué fecha ingresó el material a tratar, la categoría del residuo peligroso, el volumen y el tratamiento que se le otorgó en la planta.

Para rellenos de seguridad

En otro de los anexos que se elaboró es exclusivo para las empresas que hacen disposición final de residuos en rellenos de seguridad. Este servicio no estaba en 2015 y necesitaba ser regulado por disposición, y para ello se elaboró un certificado Serie B para este tipo de compañías. Hasta ahora, la única compañía que presta este servicio en la provincia es Servicios Ambientales Neuquén (SAN), ubicada en Añelo. También hay dos en fase de ejecución, Ecopolo SRL y Treater SA, la tratadora que ahora tendrá un relleno de seguridad. Las empresas se ubican en la zona de Bajada del Mono, en Añelo. Otros dos proyectos también están siendo analizados por Ambiente de la provincia.

pieza 4.PNG

Otra de las modificaciones es un anexo donde se les da un protocolo a las empresas para poder confeccionar y emitir estos certificados, para que sean válidos cuando ingresan en el organismo de contralor.

“Se arrastraban modelos que nunca se habían emitido por normas legales sino por usos y costumbres. En estos nuevos documentos regularizamos esta situación y creamos nuevos certificados, a través de la figura de las plantas de disposición final”, explicó a +e Juan Esteban Dorcazberro, director provincial de Gestión de Situaciones Ambientales y Residuos Especiales.

Y agregó: “Se empiezan a despejar dudas y aparecen certezas que no estaban y que nos facilitan los controles que hacemos”.

La provincia del Neuquén posee un Registro de Generadores, Transportistas y Operadores de Residuos Especiales (RePGTyORE). Estos últimos son sujetos obligados y deben confeccionar y emitir el certificado de almacenamiento y/o tratamiento, más certificado de disposición final una vez alcanzada la gestión correspondiente sobre los residuos enviados por el generador. El protocolo más fino ya está en marcha en estos días.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario