Casanello ordenó 37 allanamientos en propiedades de Lázaro Báez

El juez admitió que los procedimientos "no tenían que haber salido a la luz".

El juez federal Sebastián Casanello diferenció entre "lo que se ve en un programa de televisión y un expediente judicial" al sostener que los allanamientos que se están realizando en la provincia de Santa Cruz en el marco de la causa por presunto lavado de dinero que tiene preso al empresario Lázaro Báez se realizan según los tiempos "procesales".

En ese sentido, el magistrado afirmó que "ni el juzgado ni la fiscalía ahorran esfuerzos" en la investigación y que los procedimientos "no tenían que haber salido a la luz" previamente.

En declaraciones a Radio Nacional, también aclaró que "los datos incorporados por el financista Leonardo Fariña en el expediente fueron introducidos en un sobre cerrado y enviados a la fiscalía (de Guillermo Marijuan), algo que se hace siempre", y que "ayer fue devuelto desde la fiscalía con las propuestas de medidas que se están realizando".

Cuando le consultaron en la entrevista quiénes habrían sido los responsables de las filtraciones mediáticas, el juez Casanello respondió que "el juzgado trabaja codo a codo con la fiscalía", y cuando le preguntaron puntualmente si el responsable pudo haber sido alguien de su despacho, del de Marijuan o la defensa de Fariña, insistió en que "el juzgado no filtra información porque no sólo sería una inconducta grave sino también una falta procesal".

En ese marco, dijo estar "convencido" que la fiscalía "tampoco" fue la responsable.

"Voy a intentar aclarar la realidad de un expediente en función de lo que se dice en los medios. El miércoles la defensa de Fariña presenta un escrito con información, el que es introducido en un sobre cerrado y remitido a fiscalía. Ayer la fiscalía lo devolvió sugiriendo las medidas que hoy se están realizando", narró el juez a cargo de la investigación por lavado de activos.

"Esto no debe ser llamativo desde ningún punto de vista", consideró, al remarcar que la información "no debió haber sido difundida por los medios" ya que constituye "una falta procesal grave".

"La información brindada por Fariña justamente fue presentada en un sobre secreto, no tenía por qué salir a la luz, todo lo que tiene que ver con las filtraciones excede al expediente y es algo que se lamenta, de hecho, hicimos una fuerte exhortación a las partes para que cumplan con el secreto sumarial", indicó el juez.

Pero también advirtió que "lo que cuenta Fariña (en su última declaración difundida mediáticamente) son hechos del 2010, 2011 (en relación a dónde podría haber dinero producto de la corrupción); segundo, hay que tener en cuenta que en la causa hay un fuerte objetivo de recuperación de activos y que hay cautelares con un amplísimo abanico de medidas" para lograrlo.

"Incluso, el programa de (Jorge) Lanata, que fue el disparador de la causa, es de abril del 2013; y ahí los personajes cuentan hechos del 2010 y 2011. Todo esto no se puede dejar de tener en cuenta", destacó en referencia a si los allanamientos se hicieron en forma tardía.

Casanello insistió en que "hay que tener en cuenta todo esto y además saber que, de todos modos, ni el juzgado ni la fiscalía ahorran esfuerzos en buscar todo esto".

"Hay que volver a leer el procesamiento con las cautelares donde están las medidas para el recupero de los activos. Yo diría que tengan paciencia para esperar los resultados de los procedimientos que se están desarrollando, para después seguir hablando", finalizó el juez.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído