Cómo viven en la toma de Casimiro Gómez la pandemia del coronavirus

Los vecinos intentan tomar todos los recaudos necesarios, aunque la situación se complica por la falta de agua.

Por Ailín Trepiana / trepianaa@lmneuquen.com

No es mucha la distancia entre la toma de Casimiro Gómez y los barrios constituidos de Neuquén o, como le llaman en el asentamiento, “allá abajo”. Pero las preocupaciones respecto al coronavirus, difieren. Los vecinos de la toma adquieren, como pueden, las medidas de prevención dispuestas por el Ministerio de Salud de Provincia, pero sin agua potable y viviendo en pisos de tierra, las condiciones son otras.

Te puede interesar...

Procuran proveerse del líquido para lavarse las manos con jabón varias veces al día, pero también necesitan cargarlo en botellas y bidones para tomar, cocinar y limpiar. Intentan tener alcohol en gel a mano aunque, como a la mayoría, les cueste conseguir por el desabastecimiento generalizado o deban pagar 150 pesos por apenas un pequeño sobre.

toma casimiro alcohol en gel coronavirus

“Acá lo vivimos con el mismo pánico y la misma alarma que tiene el resto de la sociedad, pero de una manera mucho más vulnerable porque no tenemos recursos”, sintetizó Emanuel, uno de los referentes de la toma, a LMN.

Como medidas de prevención, las vecinas priorizaron que los niños y niñas permanezcan en otros lugares, alejados de la suciedad y los alacranes. “Es un drama acá porque hay muchos chicos y a veces no sabés si llevarlos al barrio o dejarlos acá. Como estamos en un basural, a mí no me da para tener a los nenes, pero hay muchos que no los pueden dejar con otros familiares, entonces los tienen que traer sí o sí”, contó una de las vecinas a LMN, quien empezó a llevar consigo una botellita de agua para limpiarse las manos y alcohol en gel.

La circulación de gente por las calles de la toma es casi nula, como en el resto de la ciudad, pero las vecinas aseguran que no es por la cuarentena sino porque a la mañana todos salen a trabajar. “Acá estamos aislados de todo, no tenés la locura que hay allá abajo, acá esta todo normal. A la mañana la gente se va a trabajar y por ahí encontrás más a la tarde”, señaló Marcela, quien tuvo la suerte de adelantarse a la explosión de la pandemia y compró alcohol en gel de antemano. “Yo hago la vida normal. Para mí es como una gripe más. Sí tomo las precauciones de alcohol en gel, higiene, lavado, pero normal”, agregó.

toma casimiro coronavirus

Por su parte, Mayra contó que muchos eligen resguardarse en las creencias religiosas para enfrentar el virus: “Acá hay mucha gente cristiana y la fe permanece mucho. Si bien hay necesidad del alcohol en gel, no le damos lugar al temor sino que intentamos acompañarnos y llevar fe de que esto no nos va a alcanzar”. Aunque, aclaró, también intentan responder a las recomendaciones estatales: “Pero recaudos tomamos aunque las condiciones en las que vivimos dificultan un poco más. El tema del agua, son botellas que hay que acarrear y con las que intentás limpiar”.

“El gobierno insiste en lavarse las manos con agua y jabón, pero acá el único agua que tenemos es para los comedores, no tenemos ni para tomar. Yo creo que acá hay un gran abandono de parte del Estado. Nos criminalizan por un reclamo legítimo y en este contexto mundial y nacional que estamos viviendo con el coronavirus se ve que al gobierno no le importamos y que no existen medidas para nosotros”, subrayó Emanuel, quien señaló a los niños como la mayor preocupación en el lugar. “El gobierno debería tener agua potable para los niños, viandas de alimentos para los niños, por eso hacemos hincapié en que el acceso al agua y a la alimentación es un derecho universal”.

LEÉ MÁS

La toma Casimiro Gómez no afloja y ya arman un listado

Las Ovejas: lo detuvieron por incumplir la cuarentena

Extranjeros aislados por coronavirus en la provincia: 12 están en Neuquén, 5 en Zapala y 1 en Rincón

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído