Icono de Alerta

Hoy para comprar o salidas recreativas: documentos terminados en cero y par (2, 4, 6, 8)

LMNeuquen actriz

De la dura conversación de Mariana Genesio con su padre, a la historia de superación de Marcelo Polino

La actriz trans recordó un viejo diálogo que tuvo con su padre, el cuál la "hirió", en tanto que el periodista dio detalles de sus inicios en el periodismo, cuando sólo era un empleado de limpieza de una editorial.

La última emisión de PH: Podemos Hablar, el ciclo de entrevistas de Telefe, conducido por Andy Kusnetzoff, dejó al descubierto dos desconocidas historias: por un lado, de Mariana Genesio, la actriz trans que ganó popularidad tras su papel protagonista en Pequeña Victoria; y, la de Marcelo Polino, el periodista chimetero, que se ganó un lugar indiscutido en el programa de Marcelo Tinelli.

La joven actriz, que en el pasado había hablado de que llegó a no tener dinero para comer, dado que no conseguía ningún tipo de trabajo por su elección. En ese momento, también había revelado que a su familia le costó mucho aceptar, pero no profundizó al respecto.

Te puede interesar...

En medio de la conversación con Andy y los demás invitados (completaban el cuarteto de comensales Sergio Goycochea y Graciela Alfano), Genesio dio detalles de una fuerte charla que tuvo con su padre, la cual la lastimó profundamente.

Embed

“El proceso fue paulatino. Se manifestó primero en la infancia, donde tuve varios episodios en los que me ponía a llorar porque quería ser nena y no nene”, empezó contando y luego explicó que, en su adolescencia, sus padres se habían tenido que ir a vivir a Tucumán por cuestiones de trabajo, por lo que ella había quedado al cuidado de su abuela paterna, que la “apañaba bastante”, en Villa Carlos Paz.

La actriz se describió a si misma para esa época como “altanera y rebelde”. Y que, como se fue quedando cada vez más tiempo con su abuela, a sus padres los visitaba “cada tanto”. “Cuando me veían me decían: ‘¡¿Qué te hiciste?!’ Porque yo me depilaba las cejas y me hacía de todo”, recordó Mariana. Fue ahí, cuando ella relató cómo fue el incómodo momento en el que tuvo es incómodo diálogo con su padre.

“Yo tenía 17 años. Ellos seguían en Tucumán y fui a visitarlos. Una mañana me despertó mi papá y me dijo que fuéramos a desayunar, lo cual ya era algo rarísimo. De hecho, me dio miedo que me invitara a desayunar los dos solos. Ahí me dijo: ‘Quiero hablar con vos de tu condición’", arrancó y continuó: “En ese momento, mi papá estaba bastante cerrado. Le parecía que lo mío era una enfermedad, que había que tratarlo. Y me dijo que me iba a ir muy mal en la vida si seguía por ese camino”.

Mariana contó que su papá era gerente de un supermercado muy importante y que, como a toda su familia, le preocupaba que por ser trans tuviera “una vida marginal”. “Eso fue lo más duro, pero yo lo enfrenté como diciendo: ‘Soy así y no voy a cambiar’”.

Pese a su fuerte personalidad, Mariana reconoció que ese episodio dejó una “herida” en su corazón. “No solamente no me aceptaba, sino que me estaba adelantando un futuro oscuro para mi vida. Me decía: ‘Te va a ir mal si seguir por ese camino’. Y para mí era demasiado tener que enfrentar la calle y también eso en mi casa”, cerró, mostrándose dolida.

Embed

En tanto, en otro pasaje del ciclo, Marcelo Polino dio cuenta de su poderosa historia de superación, cuando contó cómo se inició en el periodismo. Es que para ese entonces, él trabajaba como empleado de limpieza de una revista. “Cuando yo comencé mi carrera trabajaba limpiando oficinas y baños en una editorial. Era empleado de limpieza en la revista Tal Cual”, detalló y agregó: “Había una nota que era un domingo y nadie quería ir, viste que no nos gusta a los periodistas trabajar los domingos. Levanté la mano y dije ‘puedo ir yo’, pero como nadie quería ir todos dijeron ‘que vaya el pobre, démosle la oportunidad para quedar bien’. Fui y desde ahí nunca más paré”.

“Mi primera nota fueron dos hermanas que habían sido separadas al nacer, las habían adoptado familias diferentes y Gerardo Sofovich las había encontrado 45 años después. La nota era el reencuentro de las hermanas y ahí fui con mis preguntas, con un papelito. Era en zona norte, me tomé tren y colectivo y esa fue mi primera nota. Eran cinco renglones. Cuando esa nota me sentí Mariano Moreno, el padre del periodismo”, recordó, divertido, pero al mismo tiempo orgulloso.

“Con lo que ganaba de limpieza me compré todo el sueldo en revistas. A partir de ahí no paré. Era lo que buscaba. Yo siempre fui por lo que quería”, finalizó.

LEÉ MÁS

Por las redes le propusieron matrimonio a Lizi Tagliani

Lourdes se quejó y Tinelli tuvo que salir a chicanearla

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario