Educación: habrá fuertes cambios en la evaluación

El ministerio provincial quiere eliminar el sistema numérico y el de conceptos mientras dure la pandemia.

Por Sofía Sandoval - ssandoval@lmneuquen.com.ar

Desde que se registraron los primeros contagios de coronavirus, miles de estudiantes neuquinos dejaron de asistir a clases para iniciar una rutina de educación en el hogar. Ante la particularidad de los contextos de aprendizaje, desde el Ministerio de Educación de la provincia propusieron modificar los mecanismos de evaluación y dejar de calificar a los alumnos con un número mientras dure la pandemia.

Te puede interesar...

Cristina Storioni, ministra de Educación de la provincia, señaló que su equipo trabaja en una propuesta para abandonar las tradicionales evaluaciones sumativas. Es decir, aquellas que califican a los estudiantes con un número del uno al diez según su desempeño. También propusieron eliminar las evaluaciones conceptuales, que califican como malo, bueno o muy bueno el trabajo de cada estudiante.

En su lugar, proponen comenzar a evaluar las trayectorias de cada niño o niña en base a los recorridos que hicieron en años anteriores y sin perder de vista el contexto en el cual están inmersos en medio de la pandemia por coronavirus. Por lo tanto, buscarán que cada docente tenga en cuenta el escenario social y familiar en que se producen los aprendizajes.

“No es lo mismo lo que va a aprender un niño en un familia de siete hermanos que otro en una familia con solo dos”, sostuvo la ministra, y aclaró que no todos cuentan con los mismos recursos materiales para acceder a los conocimientos, por lo que desde el ministerio se plantean distintas estrategias para que los estudiantes sigan aprendiendo a pesar de ese escenario adverso.

La propuesta neuquina será evaluada el próximo viernes en el Consejo Federal de Educación que reúne a todos los ministros de estas carteras provinciales. Por lo que se adelantó, gran parte de las jurisdicciones comparten la iniciativa de dejar de calificar a los estudiantes mientras dure el aislamiento.

Storioni aclaró que en la provincia no se aplica la educación a distancia sino “un trayecto educativo alternativo sin presencialidad”. Con este concepto buscó explicar que la cercanía y los vínculos pedagógicos existen como antes del aislamiento y que las escuelas en su sentido amplio siguen abiertas, solo que no hay una presencia física de los estudiantes en los edificios escolares. Por otro lado, aclaró que buscarán garantizar el derecho de los niños y niñas a aprender y procurarán que no repitan el curso o pierdan el año escolar a causa de la pandemia. Por eso, incluso se trabaja en la posibilidad de que los secundarios den exámenes de materias previas de un modo virtual.

Recuadro-cifras-página-3.jpg

Tres pregunstas a Francisco Sevilla (Docente UFLO Comahue)

1. ¿En qué afecta eliminar calificaciones?

Dentro de las prácticas de la evaluación aún persiste una falta de un común denominador para evaluar significativamente aprendizajes en lugar de contenidos.

2. ¿Será complicado retomar el sistema?

Las instituciones educativas deberán trabajar fuertemente, y como prioridad, los vínculos en la enseñanza y el aprendizaje.

3. ¿Qué otras alternativas existen para evaluar trayectorias?

La evaluación va a seguir existiendo. Se debe continuar con lo planificado y dado a conocer al estudiantado al inicio del año, lo que los docentes llamamos el contrato pedagógico, su pertinencia y congruencia didáctica.

Las nuevas herramientas para aprender a distancia

En un escenario diferente al habitual, los métodos de educación tuvieron que adaptarse a una nueva realidad que difiere según cada familia y localidad. Por eso, las aulas virtuales no son la única herramienta válida para continuar con los procesos de aprendizaje.

Cristina Storioni, ministra de Educación de la provincia, aclaró que son los docentes los que conocen el contexto en el que se educa cada uno de sus alumnos, por lo que ellos mismos diseñan las estrategias que mejor se adaptan a cada familia y niño en particular.

Así, hay distintas alternativas para llevar los contenidos a los estudiantes.

“Se usa mucho la tecnología móvil, con herramientas como Whatsapp o Facebook”, explicó la funcionaria.

Nena-dibujando-imagen-genérica.jpg

Libros de texto

La ministra agregó que también se utilizan los libros de texto y cuadernos de tarea. Sobre todo en la escuela secundaria, también se trabaja con una plataforma llamada Lazos, que está administrada por el gobierno provincial y que incluye un aula virtual de capacitaciones docentes.

En las escuelas rurales o de localidades más pequeñas, las emisoras radiales de cobertura como RTN o LU5 se transformaron en valiosas herramientas para el trabajo con temáticas transversales. Así, la educación sexual integral (ESI), las ramas artísticas, el cuidado del ambiente o la memoria se abordan a partir de las transmisiones radiales.

“En la ruralidad hay una gran tradición en relación con la radio e incluso hay escuelas que tienen sus propias emisoras”, afirmó Storioni. La funcionaria a cargo de la cartera educativa agregó que este tipo de programación sirve como un respaldo a las actividades que diseñan los docentes o a las propuestas de los cuadernos de tareas.

Sin embargo, no todas las familias tienen los mismos recursos materiales y didácticos para garantizar un vínculo regular con la escuela (ver aparte) .

LEÉ MÁS

Avanzan con el plan de conectividad para todos los alumnos

Las clases podrían volver escalonadas tras el receso invernal

Fernández: "El reinicio de las clases, por ahora no es prioridad"

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído