El GPS obligatorio desató la rebelión de los tacheros

Rechazaron en el Deliberante la instalación del dispositivo de control.

Andrea de Pascalis
depascalisa@lmneuquen.com.ar

Neuquén
Una vez más los taxistas y remiseros se plantaron contra la utilización del GPS y, como en otras oportunidades, ayer se movilizaron por la ciudad en contra de la medida que obliga a colocar este sistema en las 1200 unidades que hoy circulan por la capital.

Temprano se concentraron en la Plaza de las Banderas y de ahí marcharon en sus autos hacia la calle Perito Moreno para terminar en las puertas del Concejo Deliberante, donde estacionaron y cortaron el tránsito de la calle Leloir: "Nos movilizamos a 40 kilómetros y frenamos en las esquinas a 20 para demostrar el caos que es el tránsito si todos nos movemos así", advirtieron en el Deliberante.

De este modo, intentaron justificar su postura de que, si se cumple con la exigencia del GPS en los autos, el Municipio los podría multar por circular en las calles a más velocidad que la permitida por ley.

Con la premura de fin de año, y antes de que comience la última sesión para la actual composición del Deliberante, los propietarios sitiaron el Concejo y exigieron ser recibidos por los ediles. Querían la derogación o una suspensión de 180 días para la aplicación de la norma, para volver a discutir el tema.

La caravana coincidió con el inicio de la sesión especial por el informe anual del defensor del Pueblo. Por eso se cerró el portón de ingreso y el secretario legislativo salió a la calle para calmar las aguas. Era muy evidente el enojo de los propietarios al ver las puertas de acceso cerradas con candado.

Aunque desde el Ejecutivo se afirmó una vez más que el 31 de diciembre todos deberán tener el GPS instalado (ver aparte), un grupo de los taxistas entró después de las 14 para reunirse con los concejales y finalmente liberaron las calles: "Queremos que nos den 180 días. Con eso nos quedamos tranquilos y podemos pasar fin de año en paz", dijo Darío Grassi, presidente de la Asociación de Propietarios de Taxis. Durante el encuentro, los concejales les plantearon la imposibilidad de tratar el tema durante este periodo de sesiones, aunque los propietarios dejaron abierta la puerta para insistir con el nuevo Deliberante, después del 11 de este mes.

Descargos en el Concejo
En medio del conflictivo clima, los taxistas y remiseros comenzaron a justificar la marcha, que sorprendió a quienes se encontraron la marcha en las calles de la capital.

"Dicen que es para seguridad de los choferes, pero vemos que en esto hay una segunda lectura. Lo vemos como un ente de recaudación que se va a instalar en el vehículo. No se va a poder desarrollar la actividad con normalidad. Esto va a perjudicar tanto al chofer como al usuario: uno no puede llevar en un apuro a una persona al aeropuerto a 40 kilómetros por el centro, por ejemplo", dijo Walter, representante de los remiseros, sobre el control que permite el dispositivo en la velocidad.

"Buscamos una equidad entre el municipio y los prestadores de servicio; no confrontar. Fernando Palladino (servicios concesionados del Municipio) dijo que si no ponemos el GPS nos pongamos un kiosco. Eso es faltarnos el respeto".

TRES PREGUNTAS A...

Fernando Palladino
Subsecretario de Servicios Concesionados

1.Los propietarios están pidiendo 180 días de prórroga y la revisión de la norma. ¿Es posible?
No. Hay una ordenanza que viene desde varios años y ya se llamó a licitación, ya se contrató, ya homologamos con las cinco empresas para que los taxistas puedan instalar el mecanismo con la que quieran. El que no tenga GPS al 31 de diciembre pierde la licencia.

2.¿Desde qué fecha viene esta discusión?
La ordenanza es de 2007 y se fue prorrogando. Cada vez que se anunciaba que tenían que implementar, se movilizaban. Si ahora les damos 180 días, en seis meses va a pasar lo mismo.

3.Los taxistas dicen que hay un fin recaudatorio. ¿Qué tiene de cierto esta afirmación?
Si manejan en una calle a contramano, se les va a hacer una multa. Tienen que respetar la ley como cualquiera. Si van a 80 kilómetros en el medio del centro, también se los va a multar porque no se puede. Es ridículo el planteo.

CIFRA
1200 taxis circulan en toda la ciudad. Los taxistas son parte de las complejidades del parque automotor de la capital. No quieren que los controlen con los GPS, y en el Concejo les dicen que no hay vuelta atrás con la norma.

FRASES
"Nosotros no estamos de acuerdo para nada con modificar la ordenanza".
David Schlereth Presidente del Deliberante

"Los taxis son un servicio público, y por eso tienen que estar regulados".
Mercedes Lamarca Concejal de Libres del Sur

"Ya hubo varios proyectos para modificar la ordenanza. Hay que cumplir con la norma aprobada".
Juan José Dutto Concejal de CC-ARI

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído