El torneo, la deuda del muñeco

Rey de copas. El DT más ganador de River en el plano internacional aún no pudo hacerse fuerte a nivel local.

Neuquén.- Si hay un entrenador que creció a pasos agigantados en el último lustro, sin duda ha sido Marcelo Gallardo. El actual director técnico de River ha deslumbrado al mundo por su efectividad y el alto vuelo que tuvieron sus equipos desde que asumió la profesión. A River llegó para renovar los aires que había por entonces en Núñez y no sólo profundizó la buena senda que había surcado Ramón Díaz, sino que le puso su sello al equipo y lo llevó a lo más alto en el plano internacional, una deuda pendiente que tenía el club de Núñez hacía largo tiempo.

El sistema de juego en los partidos internacionales no se parece en nada al del torneo local.

Sin embargo, toda esta expansión ganadora que Gallardo impuso no pudo traducirse hasta ahora en el plano local. El Muñeco llegó a River con sólo 38 años y tuvo que suceder nada menos que al DT más ganador de la historia. Si bien sus credenciales lo posicionaban como una promesa (había sido campeón en su primer año como DT en Nacional de Uruguay), su futuro en el Millo era una incógnita. En aquel primer semestre, Gallardo logró superar el invicto más largo en la historia del club, con 31 partidos sin derrotas. River conseguiría eliminar a Boca en la Copa Sudamericana y luego coronarse campeón, aunque el torneo local le fue esquivo.

Plantel corto, torneo largo

La falta de un plantel numeroso para afrontar los dos campeonatos fue, en aquel momento, la principal piedra en el camino para el joven entrenador. En más de una oportunidad, el DT le manifestó a la dirigencia la necesidad de contar con un plantel numeroso y así lo obtuvo para la temporada que está por finalizar. Saviola, González, Aimar, Bertolo, Viudez y Alario llegaron para darle ese salto al plantel e intentar así pelear los dos frentes. Con ese equipo, River se quedó con la Copa Libertadores, la Recopa Sudamericana y la Suruga Bank. Sin embargo, otra vez el torneo le quedó lejos y actualmente sólo pelea por retener la Sudamericana. El plantel volvió a quedarle corto al Muñeco pese a las incorporaciones, los suplentes están muy lejos del rendimiento de los habituales titulares y el sistema de juego que pone en funcionamiento en los partidos internacionales no se parece en nada a los del torneo local. Así, River se despidió del certamen largo antes de tiempo, pero sigue en su camino por retener la Sudamericana, algo que, de todas maneras, sigue siendo buen negocio para el hincha millonario. Las dos caras del Muñeco.

70% de los puntos en torneos internacionales. Entre las dos Sudamericanas, Recopa, Libertadores y Suruga Bank. El porcentaje incluso es bajo por los partidos perdidos en la primera ronda de la Libertadores.

60,2% en los dos torneos locales que disputó en River. En el primero sacó 39 de los 45 puntos en juego (68,4%) mientras que en el actual lleva 46 de los 84 disputados, es decir, el 50% de los puntos.


Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído