Estaba prófugo, se durmió y no le dieron tiempo a huir

Fue en Cutral Co. El Varón Ramos está involucrado en 3 crímenes.

"Cocodrilo que se duerme es cartera", dice el viejo dicho popular que no pierde vigencia. Claudio "el Varón" Ramos era uno de los prófugos más buscados de la Comarca; se relajó y lo encontraron mientras dormía en la casa de un amigo. La Policía hizo un allanamiento y no le dio tiempo a huir.

Tras dos meses de búsqueda, finalmente lo localizaron en el barrio Zani, donde lo apresaron.
El Varón Ramos está involucrado en tres crímenes. Uno de ellos es el de Maximiliano Montenegro, el 14 de septiembre. Además, tenía pedidos de captura por robos con armas, el robo de un auto, de artículos de electrónica y lesiones con armas de fuego.

Ayer a la tarde se le realizó la audiencia de formulación de cargos. El fiscal Gastón Liotard presentó las pruebas y el juez Raúl Aunfrac le fijó cuatro meses prisión preventiva. Lo acusaron de seis delitos: un homicidio, un intento de asesinato, otro como partícipe, los restantes por robos y ataques con armas a policías.

Piedra Libre
El comisario inspector Juan Carlos Oliva resaltó la investigación previa que les permitió realizar el operativo el miércoles.

"Fue primordial la intervención de la Brigada de Investigaciones y del Grupo Especial. Era muy buscado y conocido en el ámbito delictivo", afirmó Oliva, director de Seguridad Interior.

Con la orden de allanamiento en la mano, los efectivos entraron a la vivienda y encontraron a Varón durmiendo en una de las habitaciones.

En el lugar también se secuestró un revólver calibre 357 Magnum con seis balas listo para ser disparado y una pistola calibre 22 con seis balas en el cargador y cuatro teléfonos celulares.

"El arma que se secuestró es muy peligrosa, con cartuchería blindada y con punta hueca. Es muy dañina, ya que si impacta en el cuerpo de una persona lo puede fracturar y provocarle heridas muy graves",
explicó el comisario.

A Varón también lo acusan del tiroteo contra la casilla policial del barrio Peñi Trapún, donde fue herida de dos disparos Blanquita, la perra que tenían los policías. "Aunque esto debe investigarse", señalaron fuentes policiales.


Plaza Huincul
A los tiros entre chicos que jugaban

Tras un enfrentamiento entre bandas antagónicas en inmediaciones del barrio Otaño de Plaza Huincul, la Policía detuvo a tres personas y secuestró un arma de fuego.
El hecho se produjo el miércoles a las 16 en pleno corazón del populoso barrio Otaño, mientras muchos chicos estaban jugando en la calle.
Los móviles policiales llegaron al barrio luego del llamado de varios vecinos a la comisaría. Cuando quisieron intervenir, familiares y amigos de los involucrados comenzaron a agredir a los efectivos para evitar las detenciones.
En medio de ese enfrentamiento, los policías pudieron secuestrar un arma que tenía una mujer, hermana de dos de los detenidos, dentro de una mochila de niños.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído