Narcos contaban con la protección de dos federales

El líder operaba desde Devoto. Enviaban droga a Vaca Muerta y a la cordillera.

Neuquén.- Siete personas son juzgadas por la Justicia Federal por una causa en la que se investiga el tráfico de drogas en la zona cordillerana y en Vaca Muerta. Entre los acusados hay dos policías federales que liberaban zona y protegían el territorio de la banda.

El juicio comenzó el lunes en la sala del Tribunal Oral Federal de Neuquén y se extenderá al menos hasta los primeros días de junio. Allí, el tribunal integrado por los magistrados Orlando Coscia, Marcelo Grosso y Eugenio Krom deberá juzgar a los siete acusados por el tráfico de marihuana desde Eldorado, Misiones, hasta la zona de la cordillera neuquina e incluso Añelo. Toda la trama era orquestada y coordinada desde una celda del penal de Devoto.

Los acusados son los hermanos Segundo Roque y Fabián Figueroa, Víctor Aguilar Barría, Soledad Marty González, Marcela Lutz, Evaristo Muñiz y Guido Ignacio Rodríguez. Los dos últimos eran policías federales en ese entonces y fueron acusados por el fiscal Miguel Ángel Palazzani por incumplimiento de sus funciones, falsedad ideológica en el caso de Rodríguez y violación de secretos en el caso de Muñiz.

El resto de los integrantes de la banda fueron acusados por tráfico de estupefacientes agravado por la participación de tres o más personas.

En la segunda jornada, los testigos que participaron de distintos procedimientos reforzaron la idea del transporte de drogas que triangulaba Misiones, Buenos Aires y Neuquén. Desde un pabellón de la prisión federal de Villa Devoto, uno de los hermanos Figueroa gestionaba con Lutz el envío de marihuana desde el norte argentino hasta Añelo, donde una conocida retiraba las narcoencomiendas.

La investigación la llevó adelante la Dirección Antinarcóticos, comenzó en 2016 y se extendió por algo más de un año.

A partir de escuchas telefónicas, la Policía de Neuquén pudo intervenir el mismo día en que la cómplice de Figueroa iba a buscar la droga y la decomisaron. Uno de los testigos recordó en la audiencia dos escuchas clave: en la primera, Figueroa hablaba con “la Gringa o la Rusa, haciendo alusión a una mujer rubia”, sobre una encomienda de droga, y en la segunda se mencionaba a los federales involucrados.

Un testigo reveló que en una escucha el hermano menor del líder le explicaba cómo había “zafado” de un procedimiento de los federales en el que le ofrecieron protección a cambio de información para sacar del juego a otros vendedores de droga. De esta manera la banda tenía la zona liberada para actuar y la protección de los federales, que le despejaban el territorio.

4 a 15 años de prisión efectiva

De acuerdo al artículo 11 de la Ley 23.737, los acusados podrían recibir entre 4 y 15 años de prisión, y se aumenta un tercio por ser cometido en banda.

De 2 a 7 años para la banda de Picún

La Justicia Federal condenó el mes pasado a 11 personas que integraban una banda narco y que cayeron en 2016 con más de 800 kilos de marihuana y un kilo de cocaína en una chacra de Picún Leufú. Se trató de uno de los mayores golpes al narcotráfico en la provincia y cuya investigación comenzó en 2014. El líder de la banda, Daniel Vaughan alias “Gallego”, recibió la mayor pena al ser condenado a 7 años de cárcel, mientras que el proveedor y su pareja, a 6 años; los dealers, a 4 años, y un hombre y su esposa, dueños de la chacra donde se guardaba la droga, recibieron 2 años en suspenso.

LEÉ MÁS

Siete detenidos y 30 kilos de marihuana secuestrados en Cipolletti, Zapala y Neuquén

Vendían droga en Neuquén y en la comarca petrolera

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído