El clima en Neuquén

icon
10° Temp
58% Hum
La Mañana guardia

Pasó la noche de guardia, fue a ver un partido y ¡tuvo que dirigirlo a los 51!

El ex árbitro Néstor Orellano trabaja en el Castro Rendón y por la lesión de un juez le pidieron que entrara para que no se suspenda Sapere-Petro. ¡Crack!

Vaya si sabe de emergencias él, que trabaja en el Castro Rendón. Jamás pensó Néstor Orellano que volvería a dirigir de manera oficial. Pero el histórico árbitro siempre está dispuesto a servir a la comunidad y a aquellos que lo necesitan. De hecho, se desempeña como radiólogo en el Hospital desde el inicio de la pandemia, exponiéndose a todos los riesgos.

Ahora resulta que a los 51 años, un imponderable lo hizo regresar al referato de manera abrupta, impensada y casi sin dormir, porque venía de una noche de guardia. Estaba en la platea, viendo cómodamente un partido de la sexta división entre Sapere y Petrolero. De repente, se lesionó el juez principal y Orellano tuvo que cambiarse rápido y volver al ruedo por los puntos.

Te puede interesar...

“Estoy en la Escuela de Arbitros y vamos a ver a los jueces. Lamentablemente cuando iban 10 del segundo tiempo de la sexta se lesionó Javier García, el árbitro principal y no pudo continuar. Venía en camino de Cinco Saltos otro árbitro que dirigía las otras categorías pero no llegaba a tiempo”, comentó Néstor a LM Neuquén sobre el contratiempo y su sorpresivo retorno.

“Obviamente que tengo 51 años, hace 6 que me retiré de Lifune, fue una sensación extraña. Pero había que terminar ese partido, más teniendo en cuenta que eran chicos del interior, que Petrolero había venido de Plaza Huincul. Salió todo bien, una situación rara, linda y hermosa, a pesar de lamentar la mala suerte de mi compañero”, aseguró.

“Me voy a morir siendo árbitro. Ya dejé de arbitrar hace muchos años de manera oficial, pero lo llevo adentro”, agregó sobre sus sensaciones y su amor por la profesión.

image.png
Javier García se lesionó y hubo cambio: entró Orellano que estaba en la platea. (Foto Prensa Petrolero Argentino)

Javier García se lesionó y hubo cambio: entró Orellano que estaba en la platea. (Foto Prensa Petrolero Argentino)

Ese día se le hizo eterno pero la pasión pudo más que el cansancio. “No andaba muy bien dormido, había estado toda la noche de guardia en el Castro Rendón pero me comprometí con los chicos a ir a verlos. Me dio un poquito de vergüenza que dijeran ‘uh, mirá el viejo’. Traté de hacer lo mejor como siempre”, redondeó.

https://graph.facebook.com/v8.0/instagram_oembed?url=https%3A%2F%2Fwww.instagram.com%2Fp%2FCTcszozle1_%2F%3Futm_medium%3Dtwitter&access_token=EAAGZAH4sEtVABACT6nKi9YA0D8US9YEMddRXqVOsYkqDoMrWXyMgZCazhkmZAcc3Uu5Fv9AZCUA2l6ig70kn6Lr4eZBzkbJSvrckQ9JlgBsH3LwZBq4Dx8BulvuXJV6AjnfbmRh46fQ3y6WBWMjBA8zykeZAFiL9os9YUzwoHgtuUOGoPcYZBlst

Respecto a su otro trabajo, celebró que el tema del Covid “aflojó” pero aclaró que las guardias “siempre son complicadas”. "No hay tanto covid pero si aparecen otras cosas delicadas, aunque logicámente más relajados con el tema del Covid". Néstor Orellano, el juez que volvió a los 51 en una suerte de partido despedida.

El que ayuda a salvar vidas y a que no se suspendan partidos de su amado deporte.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

3.921568627451% Me interesa
83.333333333333% Me gusta
5.8823529411765% Me da igual
3.921568627451% Me aburre
2.9411764705882% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario