Perpetua para la viuda negra que asesinó a Honores

La mujer oriunda de Centenario habría previsto todo su accionar, según el fallo de los jueces, y mató al comerciante a quemarropa para robarle.

Cipolletti. Irene Méndez, la viuda negra, fue condenada a prisión perpetua por el crimen del comerciante cipoleño Eduardo Honores.

Así lo confirmaron los jueces integrantes del tribunal Álvaro Meynet, Florencia Caruso y Julio Martinez Vivot, quienes la encontraron culpable de dispararle en el pecho a la víctima, por lo que se le imputó el delito de homicidio agravado por alevosía y criminis causa.

Te puede interesar...

Es decir, los jueces consideraron que Méndez obró a traición, para robar dinero u objetos de valor que pudiese guardar la víctima en su domicilio, el que revisó afanosamente.

Según el veredicto, antes de matarlo, Méndez le propuso “convenientemente” mantener relaciones sexuales a Honores.

Ella sabía que su cliente necesitaba preparar la medicina inyectable que utilizaba en estas situaciones, y mientras se encontraba en el baño, lo sorprendió en tales preparativos con los pantalones bajos y le disparó a quemarropa.

De acuerdo al veredicto, a Méndez no le bastó la indefensión de la víctima, sino que preordenó su conducta para matarlo sin riesgo. Recurrió así a la astucia, al engaño, al acecho. Y se proveyó, además, de un arma calibre 32 para ultimarlo.

LEÉ MÁS

Enfrentamiento de UOCRA en yacimiento de Shell: 50 disparos y tres heridos, uno grave

Autorizaron a Kielmasz a salir del penal y visitar a su madre

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído