LMNeuquen coronavirus

Recién llegados de España: "Espero que no nos estigmaticen, nosotros no traemos el coronavirus a Neuquén"

El pedido de Charly, quien junto a su señora Vicky, arribó este domingo a la ciudad proveniente de Madrid. Ya se aisló en su casa y espera a las autoridades sanitarias para cumplir con los controles.

POR FABRICIO ABATTE - abattef@lmneuquen.com.ar

Lo habían planificado con tiempo y mucho amor. Juntando peso por peso, dólar por dólar y euro por euro meses enteros. Ella, por suerte, está controlada de su enfermedad oncologíca que padece. El organizó su agenda con antelación porque solo quería disfrutar con su amada Vicky del viaje por el Viejo Continente. Ese que no se da todos los días para "dos trabajadores normales", como se autodefinen en la voz de Charly Emma.

Te puede interesar...

Sin embargo, el drama que acorrala al mundo enteró truncó parte de los planes. Así, pudieron disfrutar solo a medias del paseo por España, donde hicieron base y capitales de países vecinos como las imponentes París (Francia), Londres (Inglaterra) y Amsterdam (Holanda). Del placer al drama, si bien lejos están de victimizarse y como siempre tratan de encontrarle el lado positivo a los problemas. Habían salido el 7 de marzo y pensaban retornar el 4 de abril. Sin embargo, pasó lo que todos sabemos y hubo días de angustia y preocupación lejos de casa.

Y acá están, tras cumplir con la cuarentena y todo el protocolo requerido, recién llegados a Neuquén. Tienen un par de horas en esta capital pero la casa brilla. La ropa que no tiraron directo de la valija al tacho la lavaron varias veces, "incluso la nueva, pasando lavandina por todos lados, sanitizando el lugar, uno también se persigue", reconoce este publicista de 57 años.

Pero si bien demuestran en este testimonio exclusivo a LM Neuquén ser conscientes de la situación y estar dispuestos a someterse a todos los controles sanitarios que les exigan para tranquilidad incluso propia, saben que tampoco se vienen días fáciles en su querida tierra.

charly repatriado 01.jpg

Porque ahora empieza otro desafío no menor. Aislados y todo en su casa céntrica, deberán convivir con la desconfianza ajena. La del amigo, del vecino y de todos los que en condiciones normales suelen tener contactos con ellos y venir a su encuentro, ahora se alejarán. Ya lo experimentaron hoy mismo.

"Tengo temor de que la gente nos esté estigmatizando porque uno viene de esos lugares, que digan 'guarda que vienen los contaminantes'. Hay mucha psicosis. Que quede claro que nosotros no trajimos el coronavirus, el virus ya estaba en la Argentina. No los trajimos los que vinimos ahora. Nosotros sabemos que tenemos que hacer el proceso y si el virus estuviera en nuestros cuerpos, se muere en 12 ó 14 días. El sistema inmunologico lo mata, si no te mata él a vos... Pero por las dudas tomamos todos los recaudos", admite Charly al tiempo que destaca la gran cantidad de amigos y gente valiosa que lo rodea.

No obstante, enseguida comprobaron la sospecha natural que hay instalada en la sociedad hacia todo aquel que proviene del exterior debido a los antecedentes recientes. "A mí todo el mundo me conoce, pero hoy era un 'hola' muy de lejos, como si uno viniera con 'escafranda' (traje protector de astronautas)', como en las películas de la ciencia ficción. Pero bueno, es entendible y hay que bancárselo, no es algo que nos preocupe. Si nos ocupa hacer la cuarentena", agrega desdramatizando un poco lo que le toca.

Como quedó expuesto, son los primeros interesados en que los médicos los revisen cuanto antes. "Justo le comentaba a mi esposa que probablemente las autoridades de salud se van a comunicar con nosotros y me encantaría que ello suceda, que nos hagan los chequeos. Nos quedaríamos mucho más tranquilos si vinieran. Incluso voy a ver si llamo para que vengan, con los recaudos que hay que tomar, para que nos hagan el control, lo que haya que hacer. Y para terminar con la desconfianza. Ni siquiera nos preocuparía tener la enfermedad porque estamos bien, pero sí necesitamos saber, tener la certeza", agrega el hombre.

Encerrados en su vivienda de la calle Belgrano, el tema de la logística no es menor, como satisfacer las necesidades básicas sin tener contacto con el exterior. "Estamos viendo eso, como hacer con los víveres, para pasar estos días. Tenemos algunas cosas en casas pero siempre hay que comprar cosas frescas, verduras".

vuelo repatriado neuquen madrid.jpg

Detalles del protocolo y pocos controles

Charly revela que arribaron a Neuquén a las 12.10, tras tomar el vuelo de Austral a las 10.30 en Aeroparque, el cuál venía "tan repleto" como el que los repatrió desde Madrid a Ezeiza.

"La verdad es que las medidas son más estrictas en Neuquén que en Buenos Aires, eso me sorprendió. Acá antes de entrar al área de las valijas hay una persona tomando la temperatura, entiendo, con un sensor infrarrojo. Nunca hubo contacto físico con nadie. Todo muy rápido. En cambio, en Ezeiza fuimos del avión a la manga, todo bastante normal, no hubo control específico... Sí te piden que mantengas la distancia", contó el repatriado.

Y agregó: "Otro tema que advertí es que en Ezeiza falta información para la gente, una vez que sale del aeropuerto. Nosotros agarramos justo un taxi, pero no anda nadie. Quedó la fila atrás", comenta y dijo desconocer si vinieron más neuquinos con ellos desde Madrid aunque estimó que sí.

charly repatriado 00.jpg

-> Justo el cumple de la nieta

Charly tiene cinco hijos y varias nietas. Una de ellas, Catalina, hoy cumplió 6 añitos. "Me hubiera gustado abrazarla pero no se puede, ya va a pasar todo esto. La llamé y le canté el feliz cumpleaños", cuenta emocionado. Ahora es tiempo de cumplir con otras cuestiones.

LEE MÁS

Gobierno decretó que solo se podrá circular en Neuquén entre las 8 y las 20

El drama de Tomás, el pibe varado entre tres países

Gaido dispuso que el personal de Salud podrá viajar gratis en los colectivos

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario