Ruckauf la pasó mal en un intento de robo

Un delincuente lo hirió de un culatazo al entrar a su casa. Un custodio mató al agresor.

Buenos Aires.- Un delincuente murió ayer baleado por un custodio del ex vicepresidente de la Nación, Carlos Ruckauf, a quien golpearon en la cabeza con la culata de un arma durante un asalto frente al edificio donde vive, en el barrio porteño de Palermo, informaron fuentes policiales.

El hecho se registró alrededor de las 13:30, en el cruce de Juncal y Salguero, a pocos metros de donde, en 2002, fue asesinado en un robo el principal de la Policía Federal Adrián Luis Falduto (34), también custodio del ex gobernador de Buenos Aires.

Fuentes policiales informaron a Télam que todo comenzó cuando Ruckauf y su esposa se dirigieron a la sucursal del City Bank ubicada en avenida Las Heras 3581.

Allí, la pareja realizó un trámite bancario y retornó a su casa en una camioneta Honda CRV, conducida por un policía federal retirado que trabaja como su custodio desde hace varios años.

Según las fuentes, el ex vicepresidente de Carlos Menem en el período 1995-1999 bajó con su esposa en la puerta del edificio de Juncal 3280.

"Esto les pasa a todos, se da que justo me tocó a mí, pero a estos salvajes los sufren todos los argentinos". Carlos Ruckauf. Ex vicepresidente de la Nación y ex canciller

En ese momento, desde un auto que estacionó a unos 40 metros adelante descendió por la puerta del acompañante un hombre y otra persona quedó esperando a bordo de una moto cerca del vehículo de Ruckauf, dijeron los voceros.

"Nosotros estábamos entrando al edificio cuando una persona joven desde atrás me dice 'dame la plata' y cuando me doy vuelta sonriendo, porque pensé que era una broma de un amigo de mi hijo, me pegó un culatazo en la cara", relató a la prensa el dirigente justicialista.

De acuerdo con el testimonio de Ruckauf, a raíz del golpe le empezó a salir sangre y se cayó al piso dentro del edificio, por lo que el delincuente le apuntó a la esposa y le dijo que le diera la cartera, sino la mataba.

En ese momento, el custodio dio la voz de "alto Policía" y el ladrón le apuntó con un revólver calibre 357 Magnum.

Ante esa situación, el ex policía efectuó algunos disparos con su pistola Glock calibre 9 milímetros, de los cuales dos balazos impactaron en el pecho del delincuente, quien murió casi en el acto.
Los voceros agregaron que tanto el cómplice que estaba en la moto como el o los ocupantes del otro vehículo escaparon a toda velocidad.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído