Taxista condenado por matar a una mamá y a su bebé

Pasó en rojo y tenía alcohol en sangre. La pena está en suspenso y seguirá libre.

Neuquén.- Condenaron a un taxista que cruzó en rojo un semáforo de la Ruta 22 y provocó un choque donde murieron una madre y su pequeño bebé de un año y medio, en 2014.

Un tribunal integrado por Diego Piedrabuena, Daniel Varessio y Mario Rodríguez Gómez fijó la pena de tres años de prisión condicional y seis años de inhabilitación para conducir autos para Mario Adolfo Oliveira, el taxista que en junio había sido declarado penalmente responsable del delito de homicidio imprudente agravado por haberse ocasionado por la conducción antirreglamentaria de un vehículo.

El trágico hecho ocurrió en abril de 2014 entre un taxi que circulaba por Ruta Nacional 22 en dirección oeste-este y dobló a la izquierda para tomar calle El Cholar, y una camioneta que iba por multitrocha en sentido opuesto (ver aparte).

Durante la audiencia, Breide Obeid argumentó ante los jueces que debían tenerse en cuenta la graduación alcohólica del taxista y sus antecedentes penales para fijar la condena, y solicitó cinco años de prisión y la inhabilitación por diez años para conducir.

Derrape: Tras el impacto, la camioneta volcó y derrapó unos 40 metros hasta detenerse.

0,23 gramos de alcohol en sangre dio la prueba al taxista.

El test fue realizado por la Policía al taxista de 62 años. La cantidad de alcohol en sangre que registró no le permite a un chofer profesional estar al volante de un vehículo de acuerdo con la ley vigente.

Pena natural

El fiscal solicitó en su momento para el conductor de la camioneta que se aplique el criterio de “pena natural”, y fue sobreseído. De acuerdo con el Código Procesal Penal se puede prescindir de la acción penal contra un acusado cuando “haya sufrido a consecuencia del hecho un daño físico o moral grave que torne innecesaria la aplicación de una pena”, en este caso la muerte de su esposa y de su bebé.

El choque fue en la multitrocha

El choque se produjo la madrugada del 14 de abril de 2014, cuando la EcoSport, que viajaba por la Ruta 22 en dirección al oeste, chocó de manera frontal con el taxi que giraba desde la multitrocha hacia calle El Cholar. Como consecuencia del violento impacto, la camioneta volcó y derrapó unos 40 metros hasta que se detuvo. Durante la violenta maniobra, la beba, de tan sólo un año y medio, salió despedida del vehículo, resultando gravemente herida, al igual que su madre, de 29. Ambas fueron trasladadas al Hospital Regional, donde luego de una hora murieron. El conductor de la camioneta fue trasladado al mismo centro de salud, mientras que el taxista fue derivado con heridas leves al hospital Heller.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído