Tiroteó un centro de yoga: 2 muertas y varios heridos

El agresor luego se suicidó. Investigan cuál fue su motivación.

Al menos tres personas murieron y varias más resultaron heridas en un ataque armado cometido por un hombre en el interior de un estudio de yoga en Florida, en el sur de Estados Unidos.

El tirador, quien posteriormente se suicidó, irrumpió en un centro de yoga en Tallahassee, capital de la Florida, y comenzó a disparar y causó la muerte de dos personas. El jefe de la policía local, Michael DeLeo, confirmó que el hombre disparó contra seis personas y golpeó con su arma a otra que intentó detenerlo. Luego se suicidó. “Toda la evidencia indica que se trata del acto de una sola persona”, agregó el jefe policial.

Te puede interesar...

A raíz del ataque, el alcalde de la ciudad, el demócrata Andrew Gillum, que se encuentra en plena campaña electoral por la gobernación estatal, suspendió su campaña. “Ningún acto de violencia armada es aceptable”, tuiteó el funcionario. El alcalde participó este viernes en un mitin electoral que ofreció en Miami el ex presidente de EE.UU. Barack Obama de cara a las elecciones de medio término, que se celebrarán el martes.

En una breve declaración a los periodistas en el lugar de los hechos, el jefe policial DeLeo señaló que dos de los cinco heridos registrados inicialmente murieron en el acto y los otros tres están en estado crítico. Y aclaró que no hay “amenaza inmediata” en la zona, aunque no hizo referencia acerca de hipótesis que expliquen un motivo de estos ataques.

Está descartado que pueda haber sido algún acto terrorista. Según las autoridades, se trató de un hecho aislado, pensado y ejecutado por una sola persona.

Poco antes, Alison Faris, una portavoz del municipio, dio a conocer que el responsable de los disparos está muerto como resultado de “una herida de bala autoinfligida”. A raíz del ataque, ocurrido en un centro de yoga ubicado en el piso superior de un pequeño inmueble comercial de dos plantas, el alcalde Gillum destacó la “rápida respuesta” de las fuerzas de seguridad locales.

Por el momento, ni las autoridades policiales ni tampoco las judiciales revelaron mayores detalles sobre la identidad del autor de los disparos, Scott Paul Beierle. Sobre las víctimas dijeron que se trata de dos mujeres de 61 y 21 años (ver aparte). Se decidió acordonar la zona en la que ocurrieron los trágicos sucesos para que los investigadores puedan llevar adelante las pericias y lograr comprender mejor qué ocurrió. Hasta anoche permanecía allí una importante cantidad de efectivos.

Este suceso ocurre después de que el sábado 27, Robert Bowers, de 46 años, acabara con la vida de 11 personas al entrar en un templo judío armado con un rifle semiautomático AR-15 y tres pistolas Glock 57 y abriera fuego de manera indiscriminada contra los fieles.

--> Héroe impidió una tragedia mayor

Uno de los heridos, que recibió un culatazo por parte del asesino, fue el héroe, porque de no haberse interpuesto, el asesino habría seguido matando. El agresor fue identificado como Scott Paul Beierle; en tanto, las dos mujeres fallecidas -murieron en un hospital cercano- son Nancy Van Vessem, una doctora de 61 años, quien fue homenajeada por sus compañeros médicos como una doctora con “fuerza orientadora y visionaria en nuestro trabajo”, y Maura Binkley, estudiante de la Universidad de Florida de 21 años.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído