Un fondo para garantizar más exportaciones a Chile

El shale gas neuquino. Energía de Nación impulsa un plan para permitir exportaciones no interrumpibles sin afectar la generación eléctrica nacional.

La Secretaría de Energía de la Nación apunta a seguir con su plan de incrementar las exportaciones hacia Chile y para eso está fogoneando entre las empresas petroleras la creación de un fondo para cubrir los pagos de combustible líquido para la generación eléctrica.

Según confirmaron fuentes del sector petrolero y del gobierno nacional, el plan ya fue testeado con un puñado de compañías.

Se trataría de un fondo administrado por el Estado, con aportes del sector privado. La secretaría que conduce Gustavo Lopetegui apunta a que las empresas que operan campos de gas dentro del país firmen contratos de exportación por envíos de hasta 12 millones de metros cúbicos diarios de gas (MM3/d), según confirmaron fuentes de la secretaría nacional.

A diferencia de los contratos que rigen en la actualidad, se trataría de contratos en firme para abastecer la demanda chilena, un mercado que se habilitó en el segundo semestre del año pasado nuevamente.

Hacía 10 años que Neuquén no realizaba envíos a ese país.

Hoy el principal obstáculo está dado en los momentos de pico de la demanda eléctrica: la administradora de ese mercado, Cammesa, obliga a que el gas garantice el abastecimiento local para de este modo no afectar la demanda de este fluido en el sector de la generación, a partir del consumo de las centrales térmicas.

Es la situación que hace que esas exportaciones hasta ahora no se hayan realizado con contratos de demanda en firme, no interrumpibles.

El nuevo plan que están elaborando en Nación implica que finalmente para evitar esta situación a través de este fondo compensador, durante los meses de mayor consumo, Cammesa compre con el dinero del nuevo fondo el combustible líquido necesario para garantizarse el funcionamiento de las centrales térmicas y permitir que el gas siga llegando a Chile para no afectar el incipiente negocio de las exportaciones.

Las fuentes consultadas sostienen que el proyecto tiene posibilidades de concretarse. De ser así, sería un importante paso para seguir afianzando el crecimiento de las exportaciones, algo vital para el desarrollo de la cuenca neuquina.

A partir de la apertura del mercado chileno, el gobierno nacional también buscó ampliar el horizonte exportador, autorizando envíos al sur de Brasil.

Al mismo tiempo, comienza a dar pasos para que finalmente un nuevo ducto salga desde Vaca Muerta y permita aumenetar el volumen de las colocaciones de este fluido (ver página 7).

El importante despegue de la producción de shale gas a partir del precio subsidiado se encontró con el recorte abrupto de fondos por la imposición de metas fiscales tras el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional.

Pese a este cuadro que podría llegar a afectar la producción, está claro que se necesita avanzar en la consolidación de nuevos mercados. Y al mismo tiempo construir la infraestructura necesaria que permita la llegada de más gas neuquino al resto del país y a más largo plazo entrar en el club selector de los países exportadores de GNL.

De hecho, YPF comienza a dar sus primeros pasos en este sentido con la barcaza apostada en el puerto de Bahía Blanca.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario