El clima en Neuquén

icon
32° Temp
19% Hum
La Mañana Lucas

Velan a Lucas, el adolescente baleado por Policías en Barracas

El joven tenía 17 años. Policías de la Ciudad de Buenos Aires dijeron haberlo confundido con un delincuente y lo balearon en la cabeza.

Tras la muerte de Lucas González, el adolescente de 17 años que jugaba al fútbol en Barracas Central y murió a causa de una bala disparada por policías en medio de un confuso episodio, comenzó a ser velado durante la tarde del sábado en una casa mortuoria de la localidad bonaerense de Florencio Varela, en un contexto de mucho dolor.

Decenas de personas, entre las que abundaban jóvenes, se congregaron en la Cochería Colonial adonde el cuerpo del chico baleado en el barrio porteño de Barracas fue llevado cerca de las 18.

Te puede interesar...

Por su parte, se conoció que la madre de Lucas, sufrió un episodio de baja presión y un ataque de nervios por lo que tuvo que ser asistida por médicos.

Está previsto que el velatorio se desarrolle abierto al público hasta la medianoche, para reanudarse en forma más íntima por la mañana del domingo. Según estipulan alrededor de las 11 partirá el cortejo que llevará los restos del adolescente hacia un cementerio privado de la zona de Hudson, en el partido de Berazategui, donde serán inhumados.

"Dentro de lo mal que estamos, estamos un poco mejor. Quedó claro que no somos delincuentes, somos trabajadores y a Lucas lo mataron", apuntó contundente un tío de joven. Además, el hombre adelantó que una vez que se termine la despedida de Lucas, toda la familia se va a abocar "a lo judicial".

Padres de Lucas

En este sentido, se conoció que los tres policías involucrados en el hecho fueron separados de su cargo y detenidos ante la denuncia de la familia de la víctima y su abogado, Gregorio Dalbón.

Familiares y amigos convocaron a una marcha para pedir justicia por el futbolista juvenil baleado frente al Palacio de Tribunales porteño.

¿Un caso de gatillo fácil?

El confuso episodio ocurrió el miércoles cuando cuatro jóvenes salían de un entrenamiento y fueron interceptados por un vehículo sin identificación, en el cual iban policías de la Ciudad de Buenos Aires de civil, tras lo cual se produjo una persecución con disparos.

Lucas baleado por la policía en barracas.jfif

Tres balas alcanzaron al auto y Lucas recibió un disparo en la cabeza, por lo que fue llevado al Hospital Penna, desde donde luego se lo trasladó al centro de alta complejidad El Cruce, de Florencio Varela donde murió durante la tarde del jueves, horas después de que se le informara a la familia que ya tenía muerte cerebral.

En una conferencia de prensa realizada en conjunto entre el ministro de Justicia y Seguridad porteño, Marcelo D'Alessandro, y Dalbón, ambos coincidieron en que no es un caso de gatillo fácil ya que los amigos que acompañaban al chico asesinado no eran delincuentes.

Lo más leído