El clima en Neuquén

icon
Temp
83% Hum
La Mañana chico

Apareció sano y salvo el chico de 13 años que era buscado en Liniers

Uno de sus hermanos indicó que un chico de iguales características fue encontrado por la policía en Ciudad Evita.

El chico de 13 años que desapareció el lunes a la tarde tras salir de su casa para dirigirse a la escuela San José, en el barrio porteño de Liniers- fue encontrado este martes por la mañana en Ciudad Evita.

“Apareció un chico que se identificó como mi hermano y está en una comisaría de Ciudad Evita. Nos contó un policía que estaba desorientado. Lo encontró lo más sano posible. Estamos desesperados”, explicó uno de sus cuatro hermanos mayores desde la casa familiar en el barrio porteño de Lugano.

Te puede interesar...

Según confirmaron fuentes policiales, lo encontró un vecino de 41 años que, al verlo, enseguida advirtió características similares al joven cuya imagen se replicaba en televisión. Lo vio mientras deambulaba en la zona del cruce de las calles Perón y El Guaycurú y dio aviso al 911.

De acuerdo a las primeras informaciones, el chico se encuentra en buen estado de salud y no presenta ningún tipo de lesiones visibles. Sus padres fueron a la Comisaría 3ra de Ciudad Evita a buscarlo.

El último contacto del joven con su familia había sido este lunes a la tarde, cuando su madre intentó acordar con él un punto para irlo a buscar luego de que el joven decidiera ausentarse del colegio.

Embed

“Se fue de acá al mediodía, se rateó, y se fue con un amigo y otros chicos que no son de su colegio a jugar a una plaza. Me enteré que estaba ausente por una notificación de la escuela y cerca de las 3 de la tarde hablé con la madre de otro chico que tampoco fue a clase y que tampoco sabía nada”, relató esta mañana Roxana, su mamá, después de una larga noche de búsqueda. “Le dije que lo buscábamos en auto con el padre por la esquina de Emilio Castro y Larrazábal. Habremos tardado 20 minutos pero cuando llegamos ya no estaba”, agregó.

Según se pudo corroborar a través de una cámara de seguridad, fue registrado mientras descartaba en un tacho de basura su teléfono, que luego fue encontrado por la policía.

“Lo que creemos es que lo desbordó la situación de haberse rateado y se asustó seguramente al ver todos los llamados y mensajes”, arriesgó su mamá esta mañana. “Está en primer año, volvió al colegio recién porque todo el tiempo de este año lo hizo en casa por la pandemia. No es un chico que se maneje en la calle, recién está empezando a salir y lo único que hace es tomar el colectivo 117 para ir y venir del colegio”, explicó.

Lo más leído