El clima en Neuquén

icon
13° Temp
31% Hum
La Mañana hija

Asesinó y enterró a su ex y a su hija: lo condenaron a perpetua

El doble femicida mató a la mujer y a la hija de ella, de 7 años, en Lanús. En sus últimas palabras, pidió perdón y dijo estar arrepentido.

Un joven de 27 años fue condenado a prisión perpetua por el doble femicidio de su ex pareja y la hija de ella, de 7 años, a quienes degolló y enterró en los fondos de una vivienda de la localidad bonaerense de Monte Chingolo, partido de Lanús, en abril de 2020, en pleno aislamiento por la pandemia.

El veredicto fue dictado por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 2 de Lomas de Zamora y alcanzó a Abel Alejandro Romero Lugo (27), quien fue hallado culpable del "homicidio calificado por el vínculo y por haber sido pepetrado por un hombre contra una mujer mediando violencia de género en concurso real con homicidio calificado por su comisión por alevosía" contra Cristina Beatriz Iglesias (40) y su hija, Ada Antonia Iglesias (7).

Te puede interesar...

"Estamos muy satisfechos con el resultado objetivo y la calificación. La prisión perpetua es lo que se merece esta persona que cometió un crimen aberrante, aunque ningún tipo de condena devolverá la felicidad a la familia de Cristina y Ada", aseguró el abogado Mariano Lizardo.

perpetua por doble femicidio madre hija.jpg

En tanto, la abogada Paula Ojeda -especialista en género-, dijo que "se peleó hasta el último momento la calificación del agravante por violencia de género a pesar de que la fiscal de juicio, que es mujer, solicitó que no sea juzgado como un femicidio".

Finalizados los alegatos, el imputado tuvo lugar para pronunciar sus "últimas palabras" ante el tribunal, ocasión en la que pidió "perdón" y dijo estar "arrepentido". "Fue el primer acto de arrepentimiento que mostró desde el inicio del debate", dijo Lizardo.

El doble femicidio ocurrió el 25 de marzo de 2020 -a cinco días de iniciado el aislamiento social, preventivo y obligatorio (Aspo) por la pandemia del coronavirus-, y fue descubierto dos días después en una casa de Monte Chingolo, en el sur del conurbano.

doble femicidio perpetua.jpg

Según los forenses que trabajaron en el lugar, Cristina Iglesias fue golpeada en la cabeza y degollada en el marco de una pelea, mientras que su hija recibió cortes en el cuello, para lo cual el agresor aprovechó la "condición de vulnerabilidad e indefensión de la víctima, derivada en su diferencia física y de fuerza", según consta en el requerimiento fiscal.

Romero Lugo, quien era pareja de Cristina en el momento del hecho, fue detenido dos días después y, tras inventar una coartada, terminó confesando el doble femicidio.

148.jpg

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario