Denuncia que no le mandaron la ambulancia para atender a su padre

Una vecina relató que el lunes llamó a Vital, servicio contratado por PAMI, pero que le dijeron que estaba suspendido y que no la atenderían. Su papá tiene 89 años y no puede trasladarse por sus medios.

Beatriz Morales, una vecina de Neuquén, denunció en PAMI que el servicio de ambulancias que ellos le contratan para atender a sus afiliados no los asistió el pasado lunes. La mujer llamó a Vital para que un médico asista a su padre de 89 años, quien no puede trasladarse hasta un centro de salud por sus propios medios.

"Mi papá tiene mal de Parkinson, demencia senil, tiene obstrucción total de una arteria y una hernia inguinal", explicó Beatriz en diálogo con LU5 esta mañana. En la charla, contó que tuvieron que llamar a la ambulancia porque el lunes su padre tenía el estómago muy inflamado y el enfermero, que va todos los días a cuidarlo, le recomendó que pida la asistencia de un médico.

El hombre cuenta con un servicio de internación domiciliario de PAMI, que debido a su cuadro clínico, la obra social le manda un enfermero todos los días, un kinesiólogo tres veces por semana y un médico una vez a la semana.

"Puede pasar algo en cualquier momento y fue lo que pasó el lunes. Cuando llamé al servicio de ambulancia de Vital, me contestaron que ellos no prestaban el servicio", relató Beatriz, quien al escuchar eso, les dijo que ellos debían garantizarle el servicio. "Me dijeron que eran una empresa, pero mi papá tiene ese servicio y a mí no me notificaron nada desde PAMI", detalló indignada.

Beatriz sostuvo que ella no quiere internar a su papá, sino que lo que necesita es que cuando pida la ambulancia, concurra a la casa de su padre. "Un tal Marcos me contestó que siempre van y es porque los abuelos están descompuestos o tienen la presión baja, pero ellos no entienden que una persona que no es médico como mi mama o yo, donde se juegan los sentimientos, un dolor de muela puede ser grave", explicó.

"De la desesperación me acuerdo que tengo el número del médico de cabecera y el fue quien me dio las indicaciones de que hacer", resaltó la vecina. Al día siguiente, la vecina se presentó en la obra social, donde dejó asentado por escrito su reclamo por la falta de asistencia. "Al principio no me creían, pero como había un enfermero en casa, ahí me escucharon y me pidieron que cuente todo lo que me pasó", contó Morales y dijo que hasta el momento no ha tenido ninguna respuesta.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído