Enviarán más de 6 mil oficiales a la provincia de Buenos Aires

Tras el recrudecimiento de la inseguridad en el Conurbano bonaerense, el Presidente Mauricio macri y la gobernadora María Eugenia Vidal, lo acordaron durante una reunión en la Casa Rosada.

El Gobierno Nacional enviará unos 6200 efectivos de la Policía Federal, Gendarmería y Prefectura, a la Provincia de Buenos Aires. Así lo acordó el Presidente con la gobernadora María Eugenia Vidal durante una reunión en la Casa Rosada que tuvo como eje excluyente el recrudecimiento de la inseguridad en el Conurbano bonaerense.

El acuerdo fue confirmado por la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, que ofició de vocera de la reunión en la que también estuvo su vice Eugenio Burzaco, y el ministro bonaerense Cristian Ritondo.

Bullrich evitó confirmar la cantidad de efectivos y los distritos del Conurbano en los que se apostarán. Y dijo que el Gobierno los va a dar a conocer "a medida que la gente vaya viéndolos" en su zona. Sin embargo, adelantó que la intención es reforzar el Conurbano bonaerense y, en el Interior de la provincia, la ciudad de Mar del Plata.

Además, pese a que no hubo una confirmación oficial sobre la cantidad, Clarín pudo saber de fuentes oficiales que serían unos 6.200 efectivos de la Federal, Gendarmería y Prefectura.

Aunque en el Gobierno intentaron bajarle el tono a la cita y la enmarcaron entre las reuniones "habituales" que se realizan por el tema, el encuentro fue sorpresivo: al menos la Casa Rosada decidió no oficializarlo hasta que Macri ingresó al encuentro.

Además, se da en un momento en el que tanto Nación como Provincia necesitan dar respuestas concretas ante el recrudecimiento del delito en el Gran Buenos Aires. Y a sólo una semana de la marcha al Congreso que, bajo el lema de #ParaQueNotePase, organiza un grupo de familiares de víctimas de delitos.

Bullrich contó que ambos gobiernos trabajaron en el "rediseño estratégico y en cómo se van a mover las fuerzas federales en la provincia”.

Por último, la funcionaria dijo que “personalmente” no le “preocupa” el fin de año. “Me parece que es como un día más; estamos mejorando, avanzando, trabajando todos los días, tenemos problemas muy duros que heredamos. No nos preocupa fin de año más que cualquier otro día del año”, consideró.

El envío de este número de tropas federales representa un cambio de estrategia del Gobierno, que inicialmente dispuso el retiro de fuerzas federales de las zonas calientes del territorio bonaerense que había implementado el kirchnerismo y apostó a los operativos de saturación en puntos clave. Con todo, hasta hoy se mantenían unos 2.500 efectivos federales destinados a tareas en la provincia.

El replanteo responde, en parte, al reordenamiento de la Bonaerense y al crudo informe que encomendó Vidal sobre las Policías locales, que evaluó que uno de cada tres efectivos de los 7.508 enrolados en esas fuerzas "no puede ser policía". Así lo afirmó Bullrich, al indicar que la intención es que las tropas federales "ayuden a la prevención del delito mientras se van reorganizando las fuerzas provinciales".

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído