El clima en Neuquén

icon
17° Temp
25% Hum
LMNeuquen impuesto

Impuesto a la Riqueza: el polémico cambio que hará que lo paguen más personas

Entre otras cuestiones, se conoció que miles de contribuyentes que no estaban originalmente alcanzados finalmente deberán pagarlo.

Esta semana comenzó a tratarse en el Congreso el polémico Impuesto a la Riqueza, en medio de nuevos cuestionamientos que se sumaron a los que ya venía recibiendo. Entre quejas empresariales, el Frente de Todos avanzó con el tratamiento del tributo, que tuvo media sanción en Diputados y pasó al Senado, donde el oficialismo tiene mayoría para aprobarlo.

El cuestionamiento más fuerte que surgió esta semana es que miles de contribuyentes que no estaban originalmente alcanzados finalmente ahora deberán pagar el tributo, pese a que el oficialismo siempre dijo que no abarcaría a más de 12.000 personas físicas.

Te puede interesar...

La clave en esta ampliación es el valor del dólar oficial que se tomará para el cálculo de los bienes: en una primera versión iba a tomarse el de finales de 2019 (63 pesos), pero ahora se pasó al de fecha en que se promulgue la ley (más de $80). Este salto cambiario implicará que un patrimonio menor en dólares respecto a lo originalmente previsto terminará alcanzado.

De hecho, la misma titular de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont, reconoció en estos días que en el aporte extraordinario para las grandes fortunas quedarán incluidas más personas que las previstas inicialmente. Según dijo, “el ajuste cambiario va a incidir y probablemente amplíe el número del universo alcanzado”.

massa portada.jpg
La Cámara de Diputados aprobó el Impuesto a la Riqueza. En el Senado también el oficialismo tiene mayoría.

La Cámara de Diputados aprobó el Impuesto a la Riqueza. En el Senado también el oficialismo tiene mayoría.

En qué consiste

El impuesto gravará con un aporte extraordinario a las personas humanas y sucesiones indivisas residentes en el país, los argentinos con residencia fiscal en paraísos fiscales, y los argentinos con residencia en el exterior cuyos bienes superen los 200 millones de pesos. La última redacción dejó afuera a las empresas, pero las participaciones en compañías (acciones) sí se contarán.

Los patrimonios de entre $200 millones y $300 millones pagarán una alícuota de 2% sobre el total de los bienes, es decir, entre $4 y $6 millones. Quienes tengan entre 300 millones y 400 millones de pesos abonarán $6 millones más un 2,25% sobre el excedente de $300 millones; y para quienes tengan entre 400 millones y 600 millones de pesos se incrementa el pago a $8,25 millones más un 2,5% sobre el excedente de $400 millones. En la última escala, para más de 3.000 millones de pesos, se cobrará una base de $88,5 millones más un 3,5% a partir de ese monto.

Para los bienes en el exterior se aplicará un recargo del 50% sobre las alícuotas anteriores, salvo que se repatríen al menos un 30% de las tenencias hasta 30 días después de aprobada la ley.

Los fondos recaudados, que desde el oficialismo estiman en unos 300.000 millones de pesos, irán en un 25% a programas de gas natural, 20% a la compra o fabricación de equipamiento e insumos para la emergencia sanitaria, 20% al programa de becas Progresar, 20% a pymes afectadas por la pandemia, y 15% a programas habitacionales y sanitarios de barrios populares.

empresarios portada.jpeg
La Asociación Empresaria Argentina fue uno de los grupos que criticó con dureza el Impuesto a la Riqueza.

La Asociación Empresaria Argentina fue uno de los grupos que criticó con dureza el Impuesto a la Riqueza.

Cuestionamientos

Varias cámaras empresarias se sumaron esta semana a las críticas al impuesto, entre ellas la Unión Industrial Argentina, el Foro de Convergencia Empresarial, Asociación Empresaria Argentina (AEA), y algunas entidades rurales.

Las críticas apuntan “al impacto negativo en las decisiones de inversión, la afectación de la propiedad privada, la descapitalización de las compañías, y la superposición del nuevo gravamen con Bienes Personales y otros existentes”.

Según AEA, el tributo “incrementa muy significativamente la ya elevada carga tributaria que soporta el sector formal a tal punto que puede llegar a ser confiscatorio”. Como “confiscatorio” se describe a un impuesto que absorbe gran parte de la renta o patrimonio, algo que ya pasó en varios casos con Bienes Personales.

En ese sentido, algunos especialistas argumentan que los patrimonios altos ya tienen una carga tributaria muy elevada: 2,25% de Bienes Personales, 5,25% de este impuesto, y 35% de Ganancias, entre otros.

De hecho, desde que se conoció la idea de este proyecto, varios tributaristas y abogados anticiparon que se vendrá una gran judicialización. Durante un proceso judicial, que duraría unos cuatro años, se suspende la obligación de pagar el tributo. El otro camino, explican, es intentar obtener una medida cautelar y pedir la inconstitucionalidad del impuesto.

En cualquiera de los dos casos, debe considerarse que si se pierde el juicio la deuda será mayor, ya que incluirá intereses desde el momento en que se debería haber pagado más una eventual aplicación de multas.

También lo que ven venir los especialistas serán muchas radicaciones de residencia fiscal en el exterior, como ya hizo en Uruguay el fundador de Mercado Libre, Marcos Galperín, fundador de Mercado Libre.

impuesto a la riqueza portada.jpg
Los especialistas imaginan muchas radicaciones de residencia fiscal en el exterior para no tributar por la riqueza.

Los especialistas imaginan muchas radicaciones de residencia fiscal en el exterior para no tributar por la riqueza.

Ese tipo de consultas y trámites se aceleraron desde octubre del año pasado, cuando comenzaron los rumores de elevación de las alícuotas de Bienes Personales para activos en el exterior. De hecho, la misma Marcó del Pont reconoció que 17 argentinos cambiaron en 2019 su residencia fiscal a Uruguay.

Temor por la permanencia

Además de todo lo anterior, otro cuestionamiento que hacen los especialistas es que no existe en el mundo una tasa patrimonial tan alta y que hay serias dudas sobre si el impuesto se aplicará por única vez, ya que en casos anteriores similares se mantuvieron en el tiempo.

Según dicen, los impuestos directos casi siempre nacieron como gravámenes “de emergencia”, pero luego de superada la situación crítica quedaron de forma permanente.

afip.jpg
En Argentina, otros impuestos nacieron por única vez pero se quedaron mucho más tiempo.

En Argentina, otros impuestos nacieron por única vez pero se quedaron mucho más tiempo.

Un ejemplo, sostienen, es el Impuesto a los Réditos creado en 1932 como un “gravamen de emergencia” hasta el 31 de diciembre de 1934, que sigue hasta hoy con el nombre de “Impuesto a las Ganancias”. Otro caso es Bienes Personales, que se creó “con carácter de emergencia por el término de nueve períodos fiscales a partir del 31 de diciembre de 1991”.

Y, si no alcanzara con estos ejemplos, queda por mencionar el Impuesto a los Débitos y Créditos Bancarios (Impuesto al Cheque), creado en 2001 para estar vigente hasta diciembre de 2002 pero que sigue hasta hoy.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

0.94637223974763% Me interesa
35.015772870662% Me gusta
0.63091482649842% Me da igual
0.94637223974763% Me aburre
62.460567823344% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario