La golpeaba, la amenazó de muerte y lo dejaron libre

Violencia de género. Antes de querer matarla con un hacha, su ex le hizo tres denuncias por agresiones.

Añelo
La violencia no era nueva, pero esta vez fue diferente: la fue a buscar con un hacha y un fierro a su casa. En medio de los gritos de sus cuatro hijos, la mujer logró que no la golpeara, aunque su ex la amenazó de muerte. Por esta situación el hombre estuvo cinco días preso y ayer lo dejaron en libertad.

Sergio Rubén Tolaba fue acusado por lesiones leves agravadas en tres oportunidades contra Belén Viano, amenazas agravadas y por desobediencia a una prohibición de acercamiento.

La jueza Carina Álvarez le dictó otra orden de restricción y rechazó el pedido de la fiscalía de dos meses de prisión preventiva.

El 11 de mayo, los golpes en la puerta interrumpieron el incipiente amanecer. Aún con sueño, Belén abrió la puerta de su casa en la que vive con sus cuatro hijos, cuando advirtió con temor que del otro lado se encontraba su ex pareja con un hacha y un fierro.

El hombre intentó golpearla y le quitó el teléfono para que no llamara a la Policía y fueron los gritos de sus hijos lo que impidió que le pegara. En la pared de la casa de su ex, antes de irse y en referencia a su actual mujer, le escribió: "Petu, te amo. Tolaba".

Este no fue el comienzo de la violencia. La primera denuncia fue el 26 de junio de 2013, cuando Tolaba ingresó a la vivienda de la mujer por una venta a las 2:45, se subió sobre ella y la golpeó en la cabeza.

En esa oportunidad le ocasionó traumatismos de cráneo y pérdida momentánea de la conciencia. Mientras que meses después volvió a ingresar a la vivienda, la agarró de los pelos, la empujó y le pateó la cara.

La tercera vez que la atacó fue el 17 de abril de 2016, volvió a golpearla en la cabeza y le dejó algunos dientes flojos.

Estos tres hechos fueron certificados por médicos que constataron las lesiones de la mujer, aunque la fiscalía sostuvo que fueron reiterados y que la víctima le tiene miedo.

Por eso, y ante el último hecho, la fiscalía solicitó una prisión preventiva de dos meses para Tolaba, basada en el peligro de entorpecimiento y fuga.

Mientras, la defensa del presunto agresor rechazó la medida, detalló que el hombre no tiene antecedentes y que en caso de ser condenado será una pena condicional.

La jueza Carina Álvarez ordenó la inmediata libertad del acusado y rechazó la prisión preventiva. De todas maneras, le fijó a Tolaba que se presente una vez a la semana en la comisaría de Añelo, para demostrar que no se fugó. Además, le prohibió volver a acercarse a su ex mujer.

Causas

Siete fueron los hechos por los que la fiscalía lo acusó.

Tres por lesiones leves agravadas y el resto por desobediencias a una orden judicial. Sólo se acreditó una desobediencia y una amenaza agravada.

Femicidios
Dos acusados a la espera del juicio

En 2015 hubo en la provincia de Neuquén cinco mujeres que fueron asesinadas por sus parejas. Dos víctimas en San Martín de los Andes, una en Senillosa, otra en Centenario y la quinta en Neuquén.

Roberto "Resorte" Valdez está acusado de disparar y matar a Noemí Maliqueo en septiembre de 2015; y José Javier Méndez, de quemar la casa de Gladys Hernández, su ex pareja, el 27 de agosto, en Centenario. Ambos están presos y esperan el juicio.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído