Macri admite que la inflación no bajará "de un día para el otro"

El presidente Mauricio Macri reconoció que no logrará disminuir el índice de inflación "de un día para el otro", aunque aseguró que hará "todo lo necesario para cuidar" a la población del aumento de precios.
"Sabemos que es un problema que afecta primero a los que menos tienen, y es fundamental resolverlo. No va a ser de un día para el otro, pero de a poco y con pasos concretos lo estamos solucionando", comentó el jefe de Estado en una columna publicada hoy por el diario "Popular".

El Gobierno estima que la inflación anual rondará entre el 20 y 25 por ciento, aunque diferentes consultoras privadas, economistas y sindicatos vaticinan que el número podría superar el 30 por ciento.

El pasado miércoles, durante un acto oficial, Macri prometió impulsar medidas para reducir en forma "gradual" la inflación en momentos en que crece el malestar popular por el sostenido alza de los precios y la demora en contar con estadísticas oficiales.

En una entrevista publicada hoy por el diario "El Tribuno", la vicepresidenta, Gabriela Michetti, anunció que 2016 será para los argentinos "un año muy estrecho" y "duro", y expresó que no será hasta los últimos meses del año cuando se apreciará una "baja de la inflación".

"Va a ser un año en el cual no vamos a poder darle a la gente todo lo que nos gustaría darle desde el Estado, porque el estado hoy no tiene un peso y encima estamos endeudados hasta el cuello", aseguró.

La inflación registró una aceleración desde fines de noviembre. En enero pasado alcanzó un 3,6 por ciento, según un promedio de mediciones privadas difundidas por legisladores opositores en el Congreso.

La Dirección de Estadísticas y Censos de Buenos Aires informó que en enero la inflación trepó al 4,1 por ciento, tras el 3,9 por ciento que registró en diciembre. La inflación acumulada de los últimos 12 meses en la Ciudad de Buenos Aires ascendió al 29,6 por ciento.

El Gobierno suspendió la difusión de las estadísticas oficiales de inflación para reelaborar los procesos de medición tras las supuestas manipulaciones en los cálculos de los índices desde 2007, por la intervención de los gobiernos kirchneristas en el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC).

El proceso sufrió un revés la semana pasada, con el despido de la directora técnica del INDEC, Graciela Bevacqua, quien había anticipado que la elaboración del nuevo índice de inflación demoraría ocho meses, un plazo que el Gobierno consideró excesivo en momentos en que comienza a negociar las alzas salariales con diferentes gremios de trabajadores.

El Gobierno, expresó hoy el jefe de Gabinete, Marcos Peña, "está trazando un camino" que "lleve a eliminar a la inflación", y para eso intentará "evitar la formación de monopolios fomentando la competencia para defender al consumidor y que no haya abusos y especulaciones".

"Lo principal para alcanzar las metas económicas que nos propusimos es tener una buena política, con medidas a favor del ingreso de la gente", analizó Peña en su cuenta de Twitter.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído