Martínez: "Con este parate se va perjudicar la actividad"

Lo dijo el titular del JC Neuquén ante un supuesto caso de anemia infecciosa. Interviene Senasa.

Neuquén. El presidente del Jockey Club Neuquén, Tomás Martínez, se mostró preocupado por el presunto caso de equino con anemia infecciosa que se le detectó en un análisis de sangre que se le hizo al caballo en Rosario, ciudad a la que fue trasladado tras ser vendido y sacado de las instalaciones del Hipódromo Ciudad de Neuquén. Por esa situación fue suspendida la reunión de este fin de semana en el circo de Canal V, hasta que el Senasa (Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria) realice la contraprueba que confirme o descarte la enfermedad.

“Estamos preocupados porque este trámite podría llevar 30, 40 o 60 días, lo cual nos agarraría en dos fechas y como somos un club cuyo único ingreso y sostén son las carreras, no tendríamos ingresos genuinos”, comentó el dirigente. Durante ese lapso, ningún pingo de la región puede viajar a competir a Buenos Aires, lo que agrava el panorama. El caballo infectado es un zaino pura sangre nacido en 2014, Pinim Farina, que hace dos años que está en un stud privado en el predio del Jockey Club. “Cuando tomamos conocimiento del análisis positivo que fue hecho por un laboratorio privado de Rosario –que inmediatamente dio a conocer la delegación de Senasa en esa ciudad-, nosotros activamos todos los protocolos sanitarios que se requieren en estos casos”, contó.

Te puede interesar...

Desde Buenos Aires, autoridades del Senasa confirmaron que se dio intervención a la delegación de Roca para realizar la prueba a todos los convivientes. “No se dejará que salga ningún caballo de los 169 que tenemos, haciendo los correspondientes análisis a todos y enviando las muestras”, adelantó Martínez, quien recordó que la Patagonia está libre de anemia infecciosa equina, y esta situación enciende una alarma.

"Las normativas sanitarias son responsabilidad total de los propietarios. No es sólo tener un caballo, sino con las reglas al día”. Tomás Martínez. Presidente del Jockey Club

Una enfermedad que no tiene cura

La anemia infecciosa equina es una enfermedad retroviral, esto significa que su constitución genética tiene una gran capacidad de mutación y hace que el sistema inmune se descontrole y ataque al organismo. No se cura.

169 caballos hay en el Jockey Club

Todos los ejemplares serán sometidos a una análisis de sangre ya que convivieron con el ejemplar supuestamente afectado con AIE.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído