LMNeuquen paul walker

Paul Walker: su pasión por el mar, su corazón solidario y el trágico final que enlutó a Hollywood

La estrella de Rápidos y Furiosos cumpliría este sábado 47 años. Soñaba con ser biólogo marino y dejó una fundación que ayuda a víctimas de desastres naturales.

-"Quiero dejar la actuación y volver a estudiar biología marina, ¿me podés ayudar?", sentenció Paul Walker del otro lado de la línea. Era tarde, pasada la medianoche. No era la primera vez que lo llamaba a Michael Domeier para hablar de su gran pasión. Tampoco sería la última.

-"Es una muy mala idea", le contestó su amigo: "Si querés concientizar a las personas, podés influir mucho más siendo famoso. Vamos a trabajar juntos en eso, puedo ayudarte, pero para comunicarle a la gente lo que estamos haciendo".

Te puede interesar...

Paul Walker y Michael Domeier se conocieron en 2010 durante el rodaje de Shark Men, una miniserie de National Geographic. Michael era biólogo marino y hacía diez años se había sumergido en una investigación sobre los patrones migratorios de los tiburones blancos. Para estudiar el tema en profundidad, tenía que atrapar a los más temibles del océano y recolectar muestras de ADN.

Cuando la producción sumó a Paul Walker a la travesía, a Domeier no le gustó ni un poco. Sintió que era una estrategia para que el programa tenga más audiencia y que lo único que podía aportar el actor era su belleza, sus fans y una gran distracción para el trabajo que estaba realizando. El científico poco sabía de la gran pasión de su compañero: el mar. Que incluso también había estudiado biología marina en la California Community College de Santa Bárbara, antes de que la fama le cambiara sus planes de vida para siempre.

Durante las dos semanas en las que filmaron el documental tuvieron que compartir una habitación chica, minúscula, arriba de un barco que los trasladaba por las costas de México para encontrar a los grandes (y acuáticos) protagonistas de la historia. Domeier se mostraba frío con él, pero Walker estaba cumpliendo el sueño de toda su vida y no quería dejar pasar la oportunidad. Con poco espacio para escaparse, Paul perseguía al científico para hacerle toda clase de preguntas sobre el mar.

paul walker mar.jpg

Con el pasar de los días, Domeier se fue ablandando, dejó atrás sus prejuicios y descubrió que con el actor de Hollywood compartían sinceramente una misma pasión. Para el momento en que tocaron tierra, después de su viaje en altamar, ya se habían convertido en amigos. Y al tiempo, cuando comenzaron a filmar la segunda parte de su viaje, Spawn of Jaws: The Birth, Walker convirtió a Michael en su confidente y empezó a contarle sobre esa fantasía que tenía de dejar la actuación para dedicarse a navegar en busca de vida marina.

“Aproximadamente tres semanas después de que empezamos a rodar, murió. La intención era que él sea parte durante todo el programa, así que fue un gran shock. Durante esos días Paul fue mucho más feliz de lo que jamás nadie lo había visto. A veces la gente escribe cosas muy feas en las redes sociales, como que él solo estaba en el programa para levantar el rating. Y lo irónico es que yo también lo sentí así al principio. Pero al final, no era cierto. Lo estaba haciendo porque realmente lo amaba”, contó Domeier en una entrevista, pocos meses después de que el actor de Rápidos y furiosos falleciera en un accidente de tránsito.

paul walker mar 2.jpg
Paul Walker soñaba con dejar la actuación y ser biólogo marino. Lo apasionaba el mar.

Paul Walker soñaba con dejar la actuación y ser biólogo marino. Lo apasionaba el mar.

Paul Walker nació el 12 de septiembre de 1973 en Glendale, California. Su padre trabajaba en los más variados rubros, desde fotógrafo hasta contratista para el mantenimiento de cloacas. Su madre era conocida por ser modelo y llevaba a su hijo a los set de grabación, razón por la cual el pequeño terminó debutando en la televisión cuando apenas sabía gatear, apareciendo en una publicidad de pañales Pampers.

Si bien desde chico empezó a formar parte de películas, series, publicidades y campañas de modelaje, tanto Paul como sus padres lo consideraban una mera forma de ganar plata para sus estudios. Jamás proyectaron que lo que hacía podía transformarse en una carrera profesional.

En aquel entonces el dinero no abundaba. Incluso, cuando Walker terminó el secundario y comenzó a especializarse en biología marina, combinaba sus estudios y el modelaje durante el día para terminar durmiendo en un auto por las noches.

“Fue durante un corto tiempo, pero Paul no tenía casa cuando iba a la Universidad. Vivía en su auto, como hacen muchos estudiantes cuando no pueden pagar las tasas de las matrículas, tienen que comprar comida y los alquileres son muy altos”, reveló el trabajador social Ken William años más tarde.

paul walker solidario.jpg

En 1998, formar parte de Pleasantville lo alejó de sus estudios definitivamente. La llegada de su hija Meadow, producto de su amor con Rebecca Soteros, lo hizo todavía más. “Pensé en que iba a hacer la película, pagar todos los préstamos que había tomado y volver a la universidad para recibirme. Pero nunca dejé de tener trabajo, aunque mi pasión por la biología marina sigue intacta. Fue mi primera pasión, así que siempre busco otras maneras de llevarla adelante”, admitió Walker durante una entrevista cuando ya era mundialmente famoso.

Al año siguiente, en 1999, filmó The Skulls. Un día, conversando con el director Rob Cohen, le dijo que le gustaría hacer una película en la que pudiera manejar autos de carrera o en las que pudiera encarnar el rol de un policía encubierto. Cohen lo escuchó. Dos años más tarde lo hizo realidad y rompieron todas las taquillas.

paul walker vin disel.jpg

En la tarde del martes 12 de enero de 2010, el piso de Haití comenzó a temblar. La copa de los árboles se sacudieron y los edificios no soportaron los bruscos movimientos del suelo por lo que se desplomaron y dejaron al país enterrado bajo los escombros. El sismo, de una magnitud de 7 grados en la escala de Richter, fue uno de los más devastadores de los que se tenga registro: ocasionó más de 300.000 muertes, 350.000 heridos y un millón y medio de personas sin hogar.

Cuando Walker escuchó la noticia, espontáneamente reunió a un equipo de gente y viajaron en helicóptero para asistir a las víctimas. Encontrarse de cara al hambre, la falta de ayuda médica y la escasa salubridad, removió algo dentro suyo. Cuando volvió a Estados Unidos, decidió crear la ONG Reach Out Worldwide para ayudar a las regiones afectadas por los desastres.

No pasó mucho tiempo que tuvo que volver a poner sus motores en marcha. Apenas un mes y quince días después de la catástrofe de Haití, ocurrió uno de los terremotos más grandes que sufrió Chile. De magnitud 8.8, el evento sísmico provocó un tsunami que impactó fuertemente sobre las costas del país más angosto del mundo. Nuevamente, Walker viajó acompañado de once médicos y llevó consigo medicamentos para asistir a los habitantes de las localidades de Iloca, Pelluhue, Curanipe y Constitución.

paul walker retoque.jpg
Paul Walker visitó Chile para ayudar a víctimas de terremetos.

Paul Walker visitó Chile para ayudar a víctimas de terremetos.

“Un terremoto es bastante típico, la casa se cae, pero al menos podés ver dónde estaba construida. Cuando viene un tsunami se lleva todo. No hay historias ni huellas de ninguna casa ni estructura, es la devastación total. Creo que no hay fuerza más potente en el mundo que la del mar”, afirmó durante aquellos días el actor, en diálogo con medios chilenos.

A partir de ese momento, la organización no paró de ayudar a gente alrededor de todo el globo. Y justamente el sábado 30 de noviembre de 2013, día del accidente fatal, la Reach Out Worldwide celebraba un evento para reunir fondos para los damnificados del tifón Haiyan en Filipinas.

Esa mañana, Walker desayunó con su mamá y Meadow, su hija de quince años. Comentaron entre sí que tenían que ir a comprar un árbol de navidad para decorar el 8 de diciembre, las fiestas de fin de año comenzaban a asomarse. De repente, el teléfono del actor interrumpió la conversación. “Me olvidé que tenía que ir a otro lugar”, dijo al tiempo que agarraba sus cosas para irse al acto de beneficencia.

A las 15:30, luego del evento, ocurrió el accidente. Su amigo y socio, el piloto Roger Rodas, manejaba un Porsche Carrera GT, auto similar a los que conducía el actor en sus películas. Según los peritos, recorrieron las calles de Santa Clarita a una velocidad de entre 130 y 150 kilómetros por hora. En una curva, el auto siguió de largo y chocó contra un árbol. Ninguno de los dos sobrevivió.

paul walker a ver.jpg

La muerte de Paul Walker tomó a todos por sorpresa. Con familiares, amigos, compañeros y fans destrozados ante la noticia, cada quien transitó el luto a su manera. Muchos le rindieron tributo: desde el documental de su vida hasta la canción See You Again al final de la película Rápidos y Furiosos 7 (la cual quedó a medio rodaje y se tuvo que “revivir” al actor para la pantalla grande) fueron algunas formas que encontraron sus allegados para despedirse del actor de 40 años.

So much to tell you... so much to share... as you know, we have been filming in Scotland. We threw a party for the crew last night in appreciation for all of their hard work. It was one of those moments that so often in the past we were together smiling and getting everyone drunk, especially Justin. Haha. Who by the way would make you so proud with what he is accomplishing with this film. Nathalie was there, in her loving spirit. Oh, and John Cena was there, who you would just love. His gratitude is palpable... and knowing you, you would just want him to win. This week the studio came to meet about the next chapter, your ears were ringing again. You would have gotten a kick out of the fact that we met in a chapel. It was profound... normally today I would be planning how to embarrass you with a birthday cake. Haha. Instead I reflect on how lucky I am to call you my brother. The tears never go away, but they change... from that of mourning to that of grace. We only hope to make you proud. Speaking of which, guess what message I woke up to... your daughter. Meadow sending me love on this day. Wow, she knows me so well. She has your heart. Happy birthday... it’s amazing, but somehow you continue to make the world a better place.

Su hija Meadow no fue la excepción. "Reflexionando sobre mi papá, me encontré reflexionando sobre sus pasiones. Su pasión por el océano, su pasión por rescatar animales, su pasión por ayudar a las personas y su pasión por la buena voluntad espontánea. Quise comenzar una fundación porque quiero compartir con el mundo esa parte de él. No puedo pensar en una mejor manera de celebrar la vida de mi padre", posteó en su Instagram el 12 de septiembre de 2015, día en que el actor cumpliría años.

I never thought I’d share this. But it felt right. Be good. I love you. Stay safe. xx
View this post on Instagram

I never thought I’d share this. But it felt right. Be good. I love you. Stay safe. xx

A post shared by Meadow Walker (@meadowwalker) on

Como regalo en su memoria, creó la Fundación Paul Walker, organización dedicada a formar a los líderes oceánicos del mañana, para que luchen por proteger las aguas, la vida marítima y a la humanidad. Por siempre y para siempre su legado en esta tierra: su espíritu entregado al mar.

YO SOY PAUL WALKER - DOCUMENTAL

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

2.2988505747126% Me interesa
93.103448275862% Me gusta
1.1494252873563% Me da igual
3.448275862069% Me aburre
0% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario