El clima en Neuquén

icon
Temp
88% Hum
La Mañana Fútbol

Ronaldo ganó hoy su cuarto Balón de Oro

Quedó sólo a uno de los cinco que cosechó Lionel Messi. La revista France Football premió al jugador del Real Madrid por sobre el del Barcelona.

El portugués Cristiano Ronaldo ganó hoy su cuarto Balón de Oro al mejor jugador del año para recuperar el trono del fútbol mundial y quedarse a un único galardón del récord del argentino Lionel Messi.

El delantero, ganador en 2016 de la Liga de Campeones con el Real Madrid y de la Eurocopa con la selección portuguesa, cumplió con los pronósticos que le señalaban como el gran favorito y se impuso en la votación final a otros 29 futbolistas. Llegó a doblar incluso en puntuación a Messi, segundo clasificado, según anunció la revista "France Football", que volvió a entregar en solitario el trofeo.

Te puede interesar...

"Es un sueño que quería cumplir y es lo que ha pasado", señaló el jugador de 31 años en el video oficial de su nueva conquista. "Ha sido posiblemente el mejor año de mi carrera a nivel colectivo e individual".

"Quiero ser siempre el mejor y me sacrifico para ser el mejor", agregó en la conversación grabada hace una semana, cuando Cristiano Ronaldo recibió en la capital española el trofeo en la sala delante de las 11 Copas de Europa del Real Madrid. Se lo entregó el director de "France Football", Pascal Ferré.

El luso recibió 745 puntos por parte de los 173 periodistas que votaron, seguido con 316 de Messi, que ganó la Liga y la Copa del Rey con el Barcelona. Antoine Griezmann, con 198, acabó tercero tras perder las finales de la Liga de Campeones con el Atlético de Madrid y de la Eurocopa con Francia.

Cuarto y quinto fueron los compañeros de Messi en el tridente del Barcelona, el uruguayo Luis Suárez y el brasileño Neymar, mientras que sexto apareció el galés Gareth Bale, del Real Madrid. Los seis primeros juegan en España, todo un triunfo para La Liga.

Con su cuarta distinción, Cristiano Ronaldo ya ha superado en la clasificación general a leyendas como Johan Cruyff, Marco Van Basten y Michel Platini, que tienen tres en su poder.

El cuarto Balón de Oro del crack portugués se daba por hecho desde hacía días y hoy, horas antes de que se confirmara, varios medios filtraron la supuesta portada que publicará mañana "France Football".

Después de seis años de cooperación con la Federación Internacional del Fútbol Asociado (FIFA), la revista francesa volvió a otorgar en solitario el prestigioso galardón que creó en 1956. Lo anunció a través de Internet, lejos de los fastos que lucía la gala de la FIFA en Zúrich los últimos años.

Desde que Stanley Matthews se convirtiera en el primer ganador del Balón de Oro hace 60 años, el fútbol no había asistido nunca a un duopolio como el que presiden Cristiano Ronaldo y Messi actualmente y quién sabe hasta cuándo.

El portugués levantó el dorado trofeo en 2008, 2013, 2014 y 2016, mientras que el argentino lo hizo en 2009, 2010, 2011, 2012 y 2015. Es decir: desde que el brasileño Kaká fuera elegido mejor futbolista de mundo en 2007, el Balón de Oro se lo fueron pasando de mano Cristiano Ronaldo y Messi.

Este año fue el portugués el que ganó la partida. A pesar de haber marcado menos goles que Messi -lleva 51 en total- y de sendas finales más discretas que brillantes, su liderazgo fue fundamental para que el Real Madrid ganara la Champions y Portugal levantara el primer título de su historia. El luso podría poner este fin de semana el broche de oro a su 2016 con el Mundial de Clubes.

"Es un gran honor ganar el Balón de Oro. La emoción que siento es grande. El sueño se ha hecho realidad de nuevo y es la cuarta vez. Estoy muy feliz. Se lo dedico a mis compañeros del equipo y de la selección. Es increíble recibir este trofeo de nuevo", expresó el delantero. "A nivel global ha sido un año inolvidable. Valió la pena trabajar tanto durante el año, hacer tantos sacrificios".

El Balón de Oro le llega en un momento tremendamente paradójico: hace unas semanas anunciaba en un grandilocuente acto su ampliación de contrato con el Real Madrid hasta 2021 y coqueteó con la idea de jugar hasta los 40 años, pero en los últimos días fue más noticia por su bolsillo que por su hambre y determinación, incuestionables en 2016.

Cristiano Ronaldo habría evadido 150 millones de euros (unos 160 millones de dólares), de acuerdo a una investigación de un grupo de medios de comunicación europeos. La noticia llegó justo cuando el luso comenzaba a despegar tras un titubeante inicio de temporada.

Si afectará o no a su rendimiento deportivo aún está por ver, pero su personalidad permite suponer que nada extradeportivo puede tener sobre él una influencia en el césped.

El hecho de que el europeo, dos años mayor que el sudamericano y al que muchos veían y ven en el ocaso desde principios de 2015, haya conseguido tres de las últimas cuatro ediciones del premio habla de un futbolista obsesivo, empeñado en devorar todo tipo de récords y alargar la comparación con Messi.

El delantero del Barcelona es para muchos ya no sólo el mejor de la actual generación, sino el mejor de la historia, algo que parece obcecado en contradecir el portugués.

"Me sacrifico mucho en mi profesión para estar siempre bien, así que lograr algo así es muy importante, pero pongo siempre por delante al equipo", indicó el portugués a "France Football". "Yo mantengo siempre el nivel año tras año y eso me llena de orgullo".

Muy poco se parece en actual Cristiano Ronaldo con aquel jugador de 23 años que ganó su primer Balón de Oro en 2008 con el Manchester United. Aquel Cristiano Ronaldo era un futbolista explosivo, veloz como pocos y con un dribbling en carrera terrorífico.

Paso a paso fue evolucionando y -por culpa también de sus lesiones de rodillas y el tremendo desgaste físico que se autoexige- ahora es más un "9", un killer del área, un rematador.

Cristiano Ronaldo nunca escondió que uno de sus principales objetivos es ser el futbolista con más Balones de Oro de la historia. Por ahora necesita al menos uno más para igualar a un Messi que continúa exhibiendo su magia a pesar de las duras derrotas que sufrió en 2016.

El siguiente cara a cara entre ambos será el 9 de enero en Zúrich, donde la FIFA entregará los premios "The Best". La ciudad suiza puede ser una nueva parada en el viaje de Cristiano Ronaldo y su empeño en ser el mejor.

Embed

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario