"Sui es una bendición, una energía para ser feliz"

Sin tiempo. figura de la historia del rock y parte de Sui Generis llega a la zona para revivir clásicos imborrables y hacer un repaso de su extenso repertorio.

Nito Mestre, una de las figuras y padre del rock nacional, quien junto con Charly García marcaron a fuego una generación con Sui Generis, comenzará mañana en el Cine Rex de Cutral Co su gira por esta parte de la Patagonia. Con los clásicos del legendario dúo en sus espaldas, el cantautor se presentará el sábado en el Cine Teatro Español y un día después lo hará en el auditorio de las Artes de General Roca. Previo a sus conciertos, Mestre habló de cómo se siente y de cómo disfruta hoy canciones fundamentales para el rock argento.

Cuando terminan los shows, veo lo felices que están las personas. Y se llevan todo como un regalo”, dijo Nito Mestre Cantautor

Te puede interesar...

¿Con qué propuesta se va encontrar la gente?

Van a estar los clásicos que siempre tienen que estar, pero también habrá algunos temas tipo sorpresa de vieja data donde hacemos un “middle” y un repaso por mi carrera hasta hoy. Estoy muy bien de la voz y de ánimo y tocando muchísimo pese a las crisis.

¿De qué manera disfrutás hoy los temas de Sui Generis? ¿No te aburre?

Esa misma pregunta se la hice a Paul McCartney. Tuve la oportunidad de cantar antes de su show cuando vino. La primera vez estuve con él y pudimos dialogar muy fluidamente. Encontré un paralelismo entre la finalidad de los Beatles y la finalidad de Sui. Al final, no es hartarse de los temas, sino de darle a la gente un poco de amor. No es que me haya quedado anclado al pasado. Le pregunté a McCartney: ‘¿y seguís cantando las canciones de los Beatles?’. Y él me dijo: ‘Por supuesto, todavía las disfruto’. Tanto él como yo pensamos que si ya no nos gusta esa canción no la cantamos más y punto. Hay un montón de canciones, pero las de Sui las adoro, amo cantarlas y ver lo que producen en la gente. Cuando las estoy cantando, no las estoy cantando ayer. Cuando escucho esas versiones viejas, me gustan más que las canciones ahora, están mejor cantadas y tocadas. No me molestan, me resulta natural.

¿Qué sería hoy Sui Generis para vos?

Sui es una bendición, una energía que hemos tenido y seguimos teniendo para hacer felices a muchos. Ese es el punto que yo busco ahora. Cuando terminan los shows, veo lo felices que están las personas. Y se llevan eso como un regalo.

Tu voz aún mantiene la misma tonalidad. ¿A qué se debe?

me preparé y eso me ayuda hoy. Los profesores que tuve me dijeron que la impostación de la voz me permite llegar a los registros que puedo alcanzar sin esforzarla, que normalmente produce afonía o nódulos en las cuerdas vocales. Me ayuda mucho la ejercitación de las cuerdas vocales, que son un músculo. También me cuido con las comidas y, fundamentalmente, no fumo ni tomo alcohol. El humor es una cosa que ayuda a mantener bien las cuerdas vocales. Yo canto cuando manejo, canto temas que no son fáciles. Y después miro en Youtube cómo cantan otros a los que admiro para ver cómo hacen las cosas. Y es así que sigo cantando los temas en las misma tonalidades que antes.

¿Cuál fue el motivo por el que dejaste el alcohol?

Hace 23 años que no tomo. Venía muy mal y casi me muero. Primero pedí ayuda, que es fundamental, y después fui a grupos de apoyo. Cuando me dieron el alta, decidí quedarme más tiempo. Creo que nací de nuevo. Lleva tiempo y paciencia. No es algo que digo “ah, dejé de tomar” y cambió tu vida. Hay que reeducar todo: la forma de pensar y vivir.

¿Cómo es hoy seguir saliendo de gira?

Me sigue divirtiendo más que antes. Soy muy inquieto. Tengo un magnífico oficio que es cantar y trato de hacerlo poniendo el corazón y el alma. Me tocó este oficio y no seguí Medicina a pesar de haber hecho cuatro años de carrera. La dejé porque me parecía que no podía hacer las dos cosas bien y me dediqué a pleno a esto; si no, me hubiera dedicado a ser un excelente médico.

Hace cuatro décadas las canciones de Sui se enfrentaban a la dictadura. ¿Cómo ves eso en relación con el clima político actual?

El clima que se vive es muy complicado. Busco que mis canciones impulsen a seguir adelante, que tiren una energía para avanzar pese a la crisis. Hoy me adecuo, pero eso no significa que esté de acuerdo con los políticos. Estoy decepcionado de una enorme gama de políticos de todas las épocas. No han cumplido con las expectativas que tenía de lo que iba a ser el país cuando yo era joven y luchaba. De ahí queda la pregunta: ¿sirvió para algo la música? Sí, sirvió para hacer feliz a la gente, sigue sirviendo para eso, para despertar conciencias. Los que manejan la política tienen un poder fenomenal de propagar, confundir y llevarnos de un lado al otro. Es muy difícil combatir eso con una canción. La canción despierta sentimientos, pero no es un manual de lo que vos debés hacer. Si es panfletario y no tiene una dosis artística, para mí deja de ser música y se convierte en panfleto. No soy un político, soy un músico, pero hay que seguir luchando contra el monstruo que es el Estado.

Dejando la música de lado, ¿cómo llegás a lanzar tu propio aceite de oliva?

El proyecto gastronómico se llama Distinto Tiempo, un aceite muy “sui generis” que se lanzó el pasado año. A veces sorprendo y lo entrego yo, pero tenemos gente que colabora. Todos los días tomo una cucharada porque es excelente para la salud. Por otro lado, tenemos con mi esposa un programa de radio en Nacional Rock (viernes, de 22 a 24) donde ponemos la música que nos gusta y doy charlas informales como en el “Abecedario del rock” (da conferencias por Latinoamérica), donde hablamos con músicos, productores, sonidistas y gente de los sellos, además de contar mis experiencias.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído