El clima en Neuquén

icon
19° Temp
47% Hum

Tití Fernández tuvo que ser atendido por un médico tras pelearse con Joaquín Levinton

El periodista se puso demasiado nervioso durante un desafío en MasterChef Celebrity y se descompensó.

El periodista deportivo Tití Fernández se convirtió en la figura de la última gala de MasterChef Celebrity al sacarse con el cantante Joaquín Levintony al descompensarse en medio de un desafío, por lo que tuvo que recibir asistencia de un médico.

“Van a tener que enfrentar una tarea muy difícil: afinar los sentidos, el compañerismo y la paciencia”, advirtió Donato De Santis en el arranque de la edición de este lunes del reality gastronómico. Acto seguido explicó a los participantes que iban a tener que trabajar en duplas y hacer una preparación idéntica separados por un muro

Te puede interesar...

Mientras a Paulo Kablan le tocó jugar con Juariu y preparar un solomillo, Paula Pareto se asoció con Charlotte Caniggia con el objetivo de hacer un lemon pie. En tanto, a Tití le tocó aunar esfuerzos con el cantante de Turf para elaborar un pollo. La condición era que ambos platos lograran el mismo emplatado y el mismo sabor en un lapso de sesenta minutos.

Luego de que se pusieran manos a la obra, los gritos en la cocina fueron in crescendo. Sin lugar a dudas, el que más levantaba la voz era el periodista deportivo, que parecía no confiar demasiado en el músico. “Pará, bolu..., decime en serio. ¿Qué hago con el pollo?”, gritaba Tití tratando de entender las indicaciones del rockstar. “¡Ya está, sacalo!”, le respondía Levinton sin que su compañero lo escuchara.

“Vos me tenés que decir hermano, tenés la receta. ¿Qué te crees? ¡Que soy Mandraque yo y puedo adivinar las cosas!”, le reclamaba Tití a los gritos mientras Joaquín le pedía que no se enoje y que no le alce la voz. “Parecés un loco Tití. ¡Te van a llevar al Borda!”, le dijo en un momento Joaquín.

https://twitter.com/MasterChefAR/status/1468026396199071746

A la hora de emplatar Tití encontró una particular manera de darle las indicaciones a Levinton, colocando las preparaciones cual si fueran las agujas de un reloj. “A las doce el pollo con la pata para arriba, a las tres el puré, remolacha a las seis...”, le decía cuando, de repente, se comenzó a sentir mal. Y no sólo tuvo que tomar asiento, sino que también debió ser atendido por el médico del lugar.

“No puedo más, empiezo a transpirar, me empiezo a sentir un poco mal...”, relató Tití. Sin saber lo que pasaba del otro lado del separador, el músico seguía insistiendo para terminar de definir el plato sin obtener respuesta de su compañero, por lo que intentó probar con el megáfono. Pero el periodista debió ser asistido por un profesional médico.

“En un momento me empezó a faltar un poquitito la respiración. Joaquín, mirá lo que conseguiste, que entre el doctor a atenderme. La factura de la obra social te la paso a vos, loco. Estoy haciendo memoria y no me acuerdo cuanto hace que no me sentía así”, señaló Tití en el detrás de escena.

“No está para estos trotes, no está para seguirme a mí”, aseguró, remató Levinton con humor.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario