¿Cómo repercutió la caída de Wall Street en la Argentina?

La bolsa de Nueva York sufrió la peor caída desde 1987 y fue una de las causas que generó la baja de casi 10 puntos del Merval en Buenos Aires.

El índice S&P Merval se desplomó este lunes 9,67%, arrastrado por la fuerte caída en los mercados de referencia, que no acusaron recibo de la acción coordinada por los principales Bancos Centrales del mundo y los países del G7 para calmar la turbulencia financiera desatada por el coronavirus.

En este marco, el nivel de riesgo país avanzó 14,20% hasta los 3.544 puntos básicos, mientras que las acciones de las empresas argentinas que cotizan en Wall Street marcaron bajas de entre 15% y 35%. En los mercados internacionales, Wall Street se desplomó 3.000 puntos y sufrió su peor día desde 1987, al perder su principal indicador, el Dow Jones de Industriales, 12,94%.

Te puede interesar...

En tanto, el índice selectivo S&P 500 retrocedió 11,98 % y el tecnológico Nasdaq cayó 12,32%, mientras que en el mercado local -dentro del panel líder de la Bolsa porteña- ninguna acción cerró en alza. Las pérdidas fueron lideradas por Grupo Financiero Galicia (-17,83%); Sociedad Comercial del Plata (-13,77%); YPF (-12,70%); Aluar (12,44%); y Grupo Financiero Valores (-12,12%).

Los papeles de empresas argentinas que cotizan en Wall Street corrieron la misma suerte y culminaron la rueda con rojos encabezados por Corporación América (35%); Grupo Financiera Galicia (22,5%); Banco Macro (18,6%); Banco Supervielle (16%); e YPF (15,1%).

En el segmento de renta fija, los principales bonos en dólares sufrieron caídas de hasta 10%, mientras que los títulos en pesos retrocedieron hasta 2%. Joaquín Candia, de Rava Bursátil, indicó que "cada día parece que los bonos tocan piso, ya que las paridades a las que operan son extremadamente bajas, pero también cada día los inversores se sorprenden con un precio cada vez más bajo".

El analista pronosticó que el Gobierno recién presentaría la propuesta a los acreedores privados en las primeras semanas de abril, una situación que puede complicar aún más el panorama debido a que las actuales "paridades abren la puerta a los fondos especulativos, cuyo negocio es no aceptar las condiciones de reestructuración para ir a juicio".

Consultada por la fuerte baja que recibió el mercado en la rueda, Mariela Díaz Romero, economista senior de Econviews, señaló que las políticas implementadas a nivel global por distintos Bancos Centrales "no lograron contener a las expectativas del mercado frente a la mayor expansión global del coronavirus".

Al respecto, la especialista advirtió que las medidas de los países tendientes a cerrar las fronteras y frenar la circulación de personas, "sin lugar a dudas deprimirán a la economía global, tanto desde el lado de la oferta como desde el lado de la demanda”.

Por último, Díaz Romero advirtió que la economía global crecería en torno al 1% este año, muy por debajo de estimaciones preliminares de 2,6% antes del shock del coronavirus, con la Eurozona y Japón en recesión, Estados Unidos en estancamiento y China creciendo muy por debajo del 6% usual.

"El parate económico que está generando las diferentes cuarentenas de los países importantes como España, Italia y Alemania, genera miedo hasta que al menos se vea qué pueden hacer los distintos Gobiernos al respecto. En la medida que tengamos una respuesta fiscal contundente, como se vio por 2008, no vamos a tener un rebote en los mercados", concluyó Falcone.

La deuda

El Gobierno dio este lunes un nuevo paso en el proceso de reestructuración de deuda al solicitar a la Comisión de Bolsas y Valores de los Estados Unidos (SEC) una autorización para realizar oferta pública en el mercado estadounidense, por US$ 30.500 millones, en lo que sería un primer tramo de la operación total de los bonos argentinos bajo ley extranjera.

A través de la resolución 130/2020 publicada en el Boletín Oficial, el Ministerio de Economía comunicó que el trámite elevado a la SEC busca autorizar la emisión de nuevos títulos de la reestructuración, que no representan "nueva deuda", sino que serán los bonos del canje, y que en esta primera etapa se emitirán unos US$ 30.500 millones, una cifra que podrá ser ampliable, precisaron fuentes cercanas a la operación.

El texto oficial precisó el nivel de gastos asociados con el lanzamiento de la emisión, al sostener que "la registración del monto nominal máximo total implicaría el pago de costos de registración y aprobación equivalentes a u$s 9.161.261".

"Este trámite autoriza la emisión de nuevos títulos y se aclara que la operación se hará en tramos, y no exactamente por hasta esa cifra. Es solo una primera ronda de registración, como parte de la documentación a presentar ante la SEC", dijeron fuentes del mercado.

LEÉ MÁS

Lunes negro financiero: las bolsas del mundo se derrumban por la caída del precio del petróleo

Hay 10 nuevos casos y ya son 56 en la Argentina

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído