De su bolsillo, un intendente pagó los sueldos en Chubut

Fue en la localidad de Corcovado. Le habían dejado el municipio fundido.

Rawson
El intendente de la localidad chubutense de Corcovado tuvo que poner dinero de su bolsillo para terminar de pagar los sueldos a los empleados municipales antes de las fiestas de fin de año, trascendió ayer.

Si bien no se reveló cuánto dinero destinó, el jefe comunal Ariel Molina transfirió parte de su dinero a las cuentas de los empleados municipales que se iban a quedar sin recursos para pasar las fiestas.

"Hice lo que me parecía correcto", sostuvo el intendente, que asumió el 14 de diciembre bajo el apodo de "Tapado" Molina, tras militar en las filas del PRO y competir por el cargo en el frente Cambiemos, que a nivel nacional llevó a la presidencia a Mauricio Macri.

Molina contó que llegó al municipio y se encontró con un importante déficit y con sueldos que no se pagaban desde noviembre, por lo que se dispuso junto al Gobierno provincial de Mario Das Neves a saldar la deuda con los empleados.

PRO Ariel Molina llegó a la intendencia con la boleta del macrismo chubutense.

Corcovado es una localidad ubicada en el departamento Futaleufú, en la provincia del Chubut, en el extremo oeste de la Argentina sobre la Cordillera de los Andes, a pocos kilómetros del pueblo chileno de Palena.

Tapado, tal como lo conocen los vecinos y pobladores de Corcovado, es un conocido comerciante de la localidad y sumó numerosas afiliaciones para el partido creado por el ahora Presidente de la nación.

En declaraciones a Radio Del Mar, Molina -que nació en la ciudad bonaerense de Chascomús- expresó que al poner dinero de su patrimonio hizo lo que le "parecía correcto" porque "quería ayudar a gente que cobra muy poco de sueldo en Corcovado".

"Me parecía una vergüenza llegar a las fiestas y no tener plata en el bolsillo. Así que con plata propia terminé de pagar los sueldos", dijo el jefe comunal, quien no precisó cuánto dinero tuvo que aportar.

Sí detalló Molina que cuando asumió, se encontró con un déficit mensual que ronda en 150.000 pesos en sueldos, por lo que ingresa por coparticipación "no alcanza para pagar" y agregó "hay más de dos millones de pesos de deudas a proveedores".
Ante este panorama, el intendente no descartó avanzar con denuncias penales.

CIFRA
150.000 pesos mensuales es el déficit del municipio.
No sólo Corcovado tiene problemas financieros, sino también el gobierno chubutense, cuyo gobernador, Mario Das Neves, heredó una provincia con un severo rojo fiscal.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído