El clima en Neuquén

icon
10° Temp
66% Hum
La Mañana perro

El ex 9 de Boca que tilda de "perro" a Soldano y no perdona a nadie

Goleador de las inferiores xeneizes que no tuvo chances en Primera "atiende" de manera llamativa a varios jugadores actuales y de antes. ¿Despechado?

Insinuó mucho, concreto poco en el xeneize. Jonathan Philippe Chmea fue un 9 goleador que hizo todas las Inferiores en el Xeneize y llegó a ir al banco de Primera en la última fecha del Campeonato 2014, con el Vasco Arruabarrena como entrenador.

Ahora, abrió la Boca y dio la nota. Fue en el programa Doble Mérito, que se emite por Twitch. Entre anécdotas y recuerdos, el delantero de 24 años disparó munición pesada contra varios ex compañeros y futbolistas actuales del plantel de Miguel Russo.

Te puede interesar...

Soldano, Schiavi, Gigliotti, Orion, Rossi y Castellani ligaron de lo lindo de parte de Chmea, que en la actualidad vende telas y juega para Hindú Club en un torneo intercountry.

image.png
Jonathan Philippe Chmea

Jonathan Philippe Chmea

El primero al que liquidó fue Franco Soldano, el punta que llegó desde Grecia en 2019 y convirtió apenas dos goles en 19 partidos con la azul y oro.

"Todavía no entiendo cómo trajeron al perro ese de Soldano. Dejate de joder, boludo. Juega mi bebé de nueve meses y hace más ruido. Ahora le metió un gol a Argentinos en el amistoso, pero es un león de jardín. ¿Qué significa eso? Un león de entrenamiento", indicó Chmea, quien formó parte de los planteles de Bianchi y Arruabarrena y luego, pese a tener ofertas para jugar en el Ascenso de Portugal se retiró por una grave lesión.

"¿Te digo otro león de jardín? -se preguntó- Castellani. Cuando lo veías en una práctica, decías: "éste es Riquelme, la puta madre". Y en los partidos no demostraba", explicó.

"También hay jugadores sin códigos como Orion, cuando le dio la patada a Paredes y le rompió el quinto metatarsiano (en 2013 durante una práctica de fútbol en Casa Amarilla). Un mala leche. ¿Sabés cómo te marca eso en el vestuario? Después no te quiere nadie. Yo estaba ahí, mirando el entrenamiento", recordó.

De esa misma época, Chmea también recordó cómo eran sus días en la Reserva del Flaco Schiavi, donde anduvo muy bien: "Es un técnico que trataba a los pibes con un poco de soberbia. Nosotros éramos pichis y él era un monumento viviente. No me gustaba el trato que tenía con nosotros. Yo tampoco era Palermo, pero te trataba mal".

De su primera vez en el banco (el 7 de diciembre del 2014, en un 0-2 con el Lobo con goles de Jorge Rojas y Vegetti) tiene presente que calentó, pero no entró. "Encima el perro de Gigliotti no había hecho nada", le pegó al Puma.

Le recordaron que era la vuelta del 9 a la Bombonera después del penal con River en semifinales de la Sudamericana 2014, y ahí Chmea no lo perdonó: "Sí, y hubo gente que lo ovacionó. Como hicieron después con el perro de Rossi (final de la Libertadores 2018) antes del partido contra River, que lo aplaudieron para darle aliento".

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario