La pista está servida

Antes del cara a cara en el "Bailando", Nicole Neumann y Pampita hablaron sobre su antigua rivalidad nacida al calor de las pasarelas. Ambas aseguran que está todo bien, e incluso la rubia no descartó que el programa auspicie una gran amistad.

Tras las viejas disputas en las pasarelas, que incluyeron empujones, apodos y codazos, y de las ocasionales coincidencias en eventos, Pampita y Nicole Neumann se entregarán al juego mediático bajo los roles de jurado y participante ante la mirada atenta de la audiencia de Showmatch ávida de morbo. De cara al gran encuentro televisivo, ambas se mostraron políticamente correctas y trataron de bajarle el precio a la rivalidad refiriéndose a ella como una cuestión anacrónica y superada. No obstante, no negaron los recelos.

“Me parece que es factor sorpresa para todos, todo bien igual”, lanzó la precursora de las lolitas en los 90, quien entrará a la pista al ritmo de la bachata. Además, la pareja de Fabián Cubero señaló que espera que Pampita la evalúe con objetividad. Consultada sobre si el “Bailando” puede convertirse en el escenario para “arreglar las cosas”, respondió: “Podría ser. ¿Por qué no? Re”. Incluso no descartó que el antagonismo derive en una gran amistad. “Todo puede ser”, deslizó.

Respecto de la última vez que vio a la morocha, recordó: “En la gala de Alpi estuvimos en la misma mesa, pero no dialogamos. Ella llegó más tarde y yo al toque me fui. Nos saludamos y todo. Ella estaba sentada en la otra punta. Trato cordial”. Más allá de sus declaraciones, no sorprendería que Nicole exhiba cierto desaire frente la integrante del plantel evaluador, a la que bautizó como “muqui” (por mucama) hace unos años atrás.

Por su parte, Pampita desdramatizó: “No sé por qué piensan que Nicole Neumann es mi enemiga. No tengo nada contra Nicole, no ha pasado nada. Trabajamos hace muchísimos años, ya somos mamás. ¿Por qué nos quieren hacer pelear de vuelta?”. “Estamos hablando de cosas que pasaron hace 16 años, ya pasó mucho. Nuestras vidas cambiaron mucho, nuestra cabeza cambió mucho. Me alegro mucho por ella que haya aceptado. Si la idea es que venga para que sea mi enemiga, ¡qué pena! De mi lado no lo van a conseguir. Yo no soy su amiga pero la recibo como a cualquier participante, con ganas de verla en la pista y deseándole lo mejor, como a todos”, agregó.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído