Las mil y una noches, listas para que se hagan realidad

Irán busca inversores para alquilar y mantener sus célebres palacios.

Teherán.- El gobierno de Irán decidió ceder, mediante contratos que van de cinco a veinte años, a inversores privados, incluso extranjeros, muchos de sus tesoros arquitectónicos en 269 sitios históricos.
El plan prevé que los restauren y usen como alojamientos, teatros al aire libre y lugares de esparcimiento.

Caravasares en las huellas de las antiguas rutas comerciales, jardines y palacios como los de Las mil y una noches, herencias lujosas de la dinastía Kayar, todopoderosa en Persia entre 1785 y 1925, forman parte del Patrimonio en arrendamiento.

La República de los ayatolá, proclamada con la Revolución Islámica de 1979, significó la decadencia para al menos un millón de reliquias y sitios históricos y arqueológicos de la nación persa. No todos guardan la misma relevancia y resultan demasiado numerosos porque un país como Irán, muchas veces afligido por crisis económicas, difícilmente cuente con las fuerzas y el dinero para cuidarlos de la manera más adecuada. Por ello el estado decidió crear el "Fondo gubernamental para la restauración y la explotación de los monumentos históricos y culturales" y confiar en la participación del sector privado.
"Los sitios serán subastados a precios de mercado adecuados para atraer inversores. El estado vigilará los planes de renovación, los costos relativos, el uso; se tratará de cesiones a término, por un mínimo de cinco años y un máximo de veinte", explicó Mohammadreza Pouyandeh, director del Fondo.
Los extranjeros también podrán participar de las ofertas, con la condición de que presenten un socio iraní. "Ya tuvimos conversaciones con italianos, indios, chinos y suizos. Esperamos que den sus frutos", dijo Pouyandeh al diario Iran Daily.

31 sitios históricos ya cedió Irán a inversores extranjeros.

El fondo especial creado por el gobierno de Irán para la administración de lugares históricos con fines turísticos anunció que al menos 150 sitios más serán transferidos a manos privadas nacionales e internacionales para su puesta en valor.

"Una vez discutimos con un grupo de italianos sobre las inversiones en los sitios históricos y nos dijeron que en su país el costo para los privados sería diez veces más caro que en Irán", agregó.
Hasta el momento el Fondo cedió 31 sitios históricos, entre ellos el magnífico Palacio Laleh, en la ciudad zoroastriana de Yazd: un edificio del siglo XVIII con portales azulejados con cerámicas azules de diseños geométricos, ventanas en arco y un patio interior con una fuente y una gran tina rectangular rodeada de flores y cipreses.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído