El clima en Neuquén

icon
Temp
66% Hum
La Mañana Batakis

Batakis: "Las medidas apuntan a sostener la actividad económica"

La presidenta del Banco Nación habló este viernes con CNN Radio Roca, y explicó algunas definiciones impulsadas por Sergio Massa.

La devaluación post PASO fue una de las situaciones que más dolores de cabeza le trajo a la población en general, y al ministro de Economía Sergio Massa en particular. Es que después de la derrota ante Javier Milei, el candidato presidencial de Unión por la Patria tuvo que ejecutar lo que acordó con el FMI, y la respuesta de la gente lógicamente fue desde el enojo. En ese mismo contexto, apenas unos días después, Massa anunció un paquete de medidas económicas para aliviar el golpe y el Banco Central quedó como el organismo ejecutor de parte de estas propuestas. Silvina Batakis, presidenta del BNA, habló este viernes con Aire de Mañana, el programa de Hugo Alonso, Verónica Bonacchi y Facundo Rumene, en CNN Radio Roca.

Durante la charla, la funcionaria repasó varias de las medidas impulsadas, y explicó a qué se debieron los ajustes impulsados por el FMI. En este sentido, señaló que el Fondo volvió al país "de la mano de Juntos por el Cambio", y responsabilizó a la fuerza opositora de esta situación.

Además, Batakis indicó que las recetas propuestas por Milei y por Patricia Bullrich en términos económicos son impracticables y que en todo caso sí es importante modernizar el Estado y la economía.

La charla con Batakis

P - ¿Cuándo se van a poder implementar efectivamente las medidas para los monotributistas y los distintos trabajadores del sector formal que requieran algún tipo de asistencia? ¿Cuándo van a poder formalizar esos planteos ante el Banco Nación en particular, o ante el sistema financiero en general?

R - Estamos esperando todavía la normativa que tiene que emitir el Poder Ejecutivo de la Nación, pero el Banco Nación ya está listo, está preparado para dar respuesta a todas las solicitudes que por supuesto vamos a tener a lo largo del país. La verdad que el Banco Nación en eso es un banco que ha tomado muchísimo dinamismo, es muy ágil. Durante y después de la pandemia, el BNA tuvo un crecimiento exponencial en materia de modernidad, y hoy por hoy, a través de las aplicaciones que tiene, le brindamos servicio a casi 10 millones de personas. En cuanto las normativas y las reglamentaciones estén a disposición, todas las sucursales del Banco Nación van a estar atentas a los pedidos. Y si me permitís, me parece que es importante destacar que todas estas medidas tienen como objetivo seguir sosteniendo la actividad económica de Argentina. Nosotros vivimos en estos años distintos fenómenos que impactaron muy fuertemente en la economía. Aún así la tasa de desempleo en el país es muy baja, y la verdad que queremos seguir sosteniendo esa actividad para que se produzcan y se generen más puestos de trabajo. Estas medidas apuntan a esto, a seguir sosteniendo la actividad económica.

P - En los planteos que se han hecho de parte de los referentes hablan de la devaluación que nos impuso el Fondo Monetario Internacional. Usted fue ministra de Economía también, ¿cómo es ese vínculo con el FMI? ¿Cómo es la imposición de la devaluación? ¿Por qué, si hay algo que se impone de esa manera y que uno desde lo discursivo entiende que se rechaza, de todas maneras se aplica?

R - Sí, lamentablemente el Fondo Monetario Internacional está de vuelta en Argentina y me parece que en esto uno tiene que ser muy claro: vino de la mano de Juntos por el Cambio. Y lo que hace un organismo como el Fondo es aplicar recetas que son únicas en todos los países del mundo, y por supuesto exigen que esas recetas se cumplan sin tener en cuenta las consideraciones y las singularidades que puede tener cada uno de los países: sus economías, las dimensiones, las estructuras productivas, las necesidades sociales, etcétera. En ese sentido impone muchos condicionamientos, quiere imponer estas recetas y lo que hace básicamente es limitar la autodeterminación que el Poder Ejecutivo tiene que tener para cumplir el mandato, que básicamente es el que le da el poder a través del voto. En materia del valor de la divisa, sí, el FMI exigía como mínimo una devaluación del 60%. Por eso también se hizo más largo el proceso de aprobación de los dos trimestres que se tenían que aprobar para poder hacer esos desembolsos, que luego sirven para repagarle al mismo Fondo. La discusión se alargó en ese sentido y finalmente se llegó a hacer esta devaluación del FMI del 20%. Es una imposición que hace el FMI, lamentablemente; pero recordemos que el FMI está acá en la mano de JxC.

P - Usted, como economista, ¿por dónde ve la salida a este tema coyuntural, pero que también arrastra problemas crónicos? Escuchamos a Milei hablar de dolarizar, de cambios tajantes de un momento para otro; ayer Melconian, ex presidente del Banco Nación, también hablando de un sistema sin saltos al vacío, de reformas que se pueden llevar adelante... ¿Por dónde va? ¿Por moderación o por cambios más drásticos en el programa económico?

R - Yo creo que Argentina tiene que tener la capacidad de planificar, y lamentablemente esa planificación incluye al FMI. Ya lo ha dicho Sergio Massa: en cuanto nosotros tengamos la posibilidad de hacer los pagos para poder sacarnos de encima al FMI, como se hizo allá por el año 2006, eso va a ser una buena política para Argentina. Lo que pasa es que el endeudamiento que vino de la mano del FMI es tan grande que lamentablemente eso no lo podemos concretar a la brevedad. Por otra parte, la verdad que esas medidas drásticas que proponen tanto Milei como Patricia Bullrich en cuanto a la dolarización, el dinamitar el Banco Central... son medidas que nos dejan sin instrumentos de política económica, en este caso de política monetaria y política cambiaria, que son necesarios en un país. Recordemos que hay muy pocas experiencias en el mundo que no tienen Banco Central; y esas experiencias básicamente son países muy chiquitos que tienen muchas remesas de dólares que vienen del exterior y que manejan su economía de otra forma. Es una Argentina totalmente inviable, lo mismo que dolarizar internamente la economía como pretende Patricia Bullrich. Así que en ese sentido, nosotros creemos que el país tiene que pegar un salto de modernidad, pero sí seguimos sosteniendo la potestad de tener política monetaria. Porque no tener política monetaria, por ejemplo, hubiera implicado que en la pandemia no hubiésemos tenido los ATP, que muchos de los trabajadores y las empresas, el sector privado en Argentina, se vieron beneficiados con esa medida. En todo el mundo, las autoridades monetarias a nivel mundial tuvieron un ciclo expansivo que era contracíclico de la reducción en la actividad económica. Entonces, la verdad que nosotros, por supuesto, estamos en contra de eso. Sí creemos que Argentina tiene que pegar un salto de modernidad y por eso también se están estudiando otras opciones que tienen que ver con, por ejemplo, cómo algunas economías han ido a no tener que utilizar ya más billetes, lo cual es agrandaría el espacio productivo y el espacio fiscal también.

P - Nosotros estamos hablando desde una zona netamente productiva, como el Alto Valle de Río Negro. Ayer usted tuvo una actividad en un congreso en el que habló también sobre la apuesta a la producción del banco con los créditos a pequeñas y medianas empresas, y 8 de cada 10 créditos están destinados a esos sectores. ¿El sistema financiero está para responder a mayor demanda de sectores productivos para poder empezar un camino de recuperación?

R - El Banco Nación seguro. Nosotros desde el 2020 a esta parte hemos otorgado más de 3.000 billones de créditos al sector industrial, al sector agropecuario, al sector del turismo... Y esto es posible porque el Banco Nación recuperó la solvencia. Vos lo mencionabas a Melconian como expresidente del Banco Nación. Recordemos que en 132 años de historia el Banco Nación, solamente tres tuvieron déficit y fue el 2017, 2018 y 2019. Y fue un periodo en donde básicamente no se daban créditos al sector privado: se ofrecían créditos para pagar indemnizaciones por despido, en consonancia con lo que hacía el Ministerio de Producción de la Nación, que quería reconvertir el sistema productivo argentino hacia un modelo netamente importador. Entonces, ese era el modelo que nosotros teníamos, con altas tasas de interés, un Banco Nación que daba pérdidas. Y hoy tenemos un Banco Nación que tiene solvencia, y esta solvencia se vuelca a los créditos de los que estamos hablando. Así que el Banco Nación está en condiciones de seguir otorgando crédito y la verdad que lo que notamos cada vez que hablamos con los empresarios es que hay una expectativa de crecimiento en Argentina y por eso se siguen concretando los créditos, porque hay una expectativa favorable. Si no hubiese esa proyección positiva de parte del sector privado, no se acercarían a tomar un crédito. La palabra crédito básicamente es eso, es creer en el futuro y por eso se otorgan estos créditos.

P - ¿Podemos repasar brevemente lo que se pone en marcha en pocos días? Las medidas para Pymes, para trabajadores formales, de qué se trata... Tengo entendido que firmaron hace poco con el ministro Lammens también una asistencia al sector del turismo, que acá también en la región norte de la Patagonia es una industria fuerte.

R - En materia de turismo nosotros ya habíamos firmado con el ministro Lammens otorgar 10.000 millones de pesos de crédito para ampliar el sector, potenciar las propuestas que trajo el sector turístico al Banco Nación y al Ministerio de Turismo, con tasas subsidiables a través de ese ministerio, con tasas de interés reales negativas por debajo de la inflación. Y lo que hicimos en estos días es ampliar ese crédito a 25.000 millones de pesos. Cada uno de los emprendimientos puede ser de hasta 1.650 millones de pesos, tienen un periodo de gracia, a causa de intereses negativos. Y además de eso, esto se une, por supuesto, con el lanzamiento que el ministro Massa y también el ministro Lammens han hecho del PreViaje. Y también, desde el Banco Nación, lo que estamos haciendo es incorporar a nuestra tienda de venta, la tienda BNA, de distintas promociones que hay en el país y la verdad que ha tenido muy buena recepción a nivel federal todo este paquete de créditos. Y después nosotros tenemos en la administración los créditos PROCREAR, por ejemplo, y la tasa de ingresos actualmente que es entre el 54 y el 60%, que es para proyectos estratégicos.

P - Silvina, más allá de que no está la precisión, ¿se pondría en marcha en cuestión de semana que viene?

R - Exactamente, sí. Estamos esperando que la red sea automatizada y que nosotros podamos implementarlo, pero nosotros ya estamos trabajando para tener todo listo.

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario