Pechi: "No despedimos a nadie"

El intendente aseguró que se respetaron los contratos hasta su vencimiento, el 31 de diciembre.

NEUQUÉN
Horacio Quiroga salió ayer a desligarse de las acusaciones que le hizo el gremio municipal Sitramune sobre despidos en la Municipalidad de Neuquén. Ayer, a través de un comunicado de prensa, aseguró que el Municipio "cumplió hasta el último día con los contratos y no despidió a ningún trabajador.

"Es mentira que hubo despidos. Estos contratos tenían una fecha de inicio y de finalización: comenzaban el 1 de enero y culminaban el 31 de diciembre y lo hemos respetado", indicó el jefe comunal, al tiempo que recordó que "el artículo 8 del contrato establece la posibilidad de interrupción del mismo por parte del municipio y, sin embargo, hemos respetado hasta el último día el compromiso".

En ese sentido, informó que los contratos no se renuevan automáticamente. "La Municipalidad no ha cesanteado a nadie y de hecho, un alto porcentaje de los contratados volvieron a firmar un nuevo contrato que tiene que ver con la evaluación que hace su superior respecto de las tareas prestadas".

"El 31 de diciembre concluyeron la totalidad de los contratos que tenían un principio y un fin que estaba estipulado y expresado claramente en ese contrato que cada uno leyó y firmó".

Enfatizó que "no se ha despedido ni un solo trabajador. El último día de diciembre vencieron esos contratos que no obligaban al municipio a volver a contratarlos".

Sin embargo, las declaraciones públicas del jefe comunal no cambiaron los ánimos del gremio, que ayer ratificó que si hoy no hay una renovación de los contratos de todos esos empleados, el lunes comenzarán con medidas de fuerza.

FRASE
"Hablamos con el Municipio y queremos que se renueven los contratos. Si no hay una respuesta afirmativa, sigue vigente la amenaza del paro para el lunes".
Santiago Baudino Secretario general de Sitramune

Preocupación de los concejales opositores

NEUQUÉN
Concejales de la oposición se mostraron ayer preocupados ante la situación de municipales a los que se les vencieron los contratos y no fueron renovados. Denunciaron las malas condiciones laborales, los contratos basura y se mostraron intranquilos por cómo funcionará del Municipio con 60 personas menos.

Sebastián Gamarra (Propuesta Ciudadana) aseguró que "es una práctica habitual de Quiroga la de perseguir a los empleados". También denunció que a muchos trabajadores no se les da tareas, se los tiene sentados en una esquina y hay hasta maltrato verbal.

Mercedes Lamarca (Libres del Sur) denunció las contrataciones y calificó de "contratos basura" los que rigen en el ámbito estatal, por no haber concursos y no respetar la carta orgánica. Puso énfasis en que "debe ser el Estado quien debe dar el ejemplo con las contrataciones".

Juan Zingoni (MPN) aseguró que su preocupación tiene que ver con que la reducción de personal no afecte a la ciudadanía, haciendo eje en que los servicios que presta el Municipio no se vean afectados con la reducción de personal.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído