El clima en Neuquén

icon
Temp
93% Hum
La Mañana Juicio

Irá a juicio el policía que mató a un ladrón que intentó entrar a su casa

El hecho ocurrió a fines de 2020, pero inicialmente, la fiscalía había desestimado la causa que logró reflotar el querellante. Se fijará la fecha para el juicio.

Marcos Damián Merino, el policía que asesinó a Gerardo Villa en medio de un presunto intento de robo a su vivienda, irá a juicio ante un tribunal colegiado. Así se dispuso esta semana, luego de que se retomara la acusación contra el efectivo por orden de un Tribunal de Impugnación.

Cabe recordar que el hecho ocurrió el lunes 10 de agosto de 2020, minutos antes de las 15. "Tata" Villa junto con un cómplice forzaron la puerta del departamento del policía, ubicado sobre calle Meriño Villanueva al 300 del barrio Canal V, y al ingresar se toparon con el dueño de casa, por lo que salieron corriendo.

De acuerdo con la línea de investigación que se tenía inicialmente, Merino los persiguió hasta la calle, donde desde el auto al que se habían subido le apuntaron, supuestamente con intenciones de disparar. El policía, ante el temor de ser herido, realizó dos disparos con su arma reglamentaria hacia el interior del Chevrolet Astra, en el que los sospechosos escaparon rápidamente. Esto al menos fue lo dicho por Merino en sus declaraciones, aunque el cómplice del fallecido Villa -quien se fugó y luego se presentó como testigo voluntariamente- aseguró que no llevaban armas y de hecho no figuraría ninguna entre los secuestros.

En la huida, el cómplice dejó a Villa en el barrio San Lorenzo, quien se acercó como pudo hasta una verdulería sobre calle Las Gaviotas y le pidió al comerciante ayuda para ir al hospital, debido a que estaba herido. El vecino frenó un auto y lo llevaron al Heller. Villa murió en el Hospital Regional Castro Rendón.

El policía, tras conocerse la secuencia, quedó detenido, pero a las 24 horas la fiscalía decidió liberarlo por considerar que no contaba con elementos suficientes para formular cargos, ante algunos elementos que señalaban la posibilidad de que haya actuado en legítima defensa.

Con el paso de los meses, la causa pasó al olvido de los medios y así pasó desapercibido el archivo de la misma. No obstante, el querellante Ezequiel Espina, que representa a la familia de la víctima, peleó por pedido de sus representados para que la causa siga adelante y se lleve al policía imputado a juicio. Así fue que lo consiguió tras pasar por un Tribunal de Impugnación, que ordenó la reapertura de la causa y el reenvío ante el juez de garantías Mauricio Zabala, quien esta semana elevó la misma a juicio ante un tribunal colegiado.

Ahora, la acusación quedó a cargo del fiscal Andrés Azar, que acompaña al querellante en la calificación de homicidio agravado por el uso de armas con exceso en la legítima defensa. Por su parte, el policía Merino es representado por los defensores particulares Rubén Alejandro Casas y José Celestino Guzmán, quienes no adelantaron su teoría del caso, pero se espera que pidan la absolución del efectivo.

Ahora, la Oficina Judicial deberá agendar el debate dentro de los próximos meses.

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario