Terrible: inmovilizaron y amenazaron a una abuela para robar una caja fuerte

"'No te hagas la loca', me decían. En ese momento no se me cruzaba nada por la cabeza, me sentí tan indefensa, tan poca cosa. ¿Qué podía hacer yo?", comentó angustiada Nelly.

Neuquén

Una mujer de 79 años vivió uno de los peores momentos de su vida. Es que tres delincuentes ingresaron a su casa -ubicada en pleno centro neuquino- durante la madrugada de hoy, la ataron de manos y pies y la encerraron en una habitación, mientras ellos atacaban su casa fuerte, la cual contenía dinero y joyas.

Te puede interesar...

“’No te hagas la loca’, me decían. En ese momento no se me cruzaba nada por la cabeza, me sentí tan indefensa, tan poca cosa. ¿Qué podía hacer yo?”, comentó angustiada Nelly.

El panorama dentro de la vivienda ubicada en Tucumán e Independencia era desolador. Los delincuentes ingresaron alrededor de las 3:30 de la madrugada por la ventana de la cocina, luego de haber trepado desde una casa lindante y de forzar la reja con una soga y un palo.

“Me pusieron la mano en la boca, me ataron las manos y los pies con un pedazo de sábana que rompieron y me llevaron a la pieza del fondo”, relató la mujer de 79 años a LM Neuquén y aseguró: “uno me dijo que había matado a dos personas en Chile y que no gritara porque podía llegar a ser la tercera”.

Los delincuentes, que se encontraban encapuchados y con guantes, también le pidieron que entregara la llave de la caja fuerte que se encontraba empotrada. Al no obtener respuesta por parte de la mujer, utilizaron una especie de barreta para quitarla y se la llevaron completa, con las joyas y el dinero que contenía.

Además, le robaron el celular. "Lo único que me gustaría recuperar es mi teléfono, porque tenía guardadas fotos de mis nietos", explicó la mujer.

“Siempre rezo, pero ayer con la sábana en la cabeza, recé como nunca. Lo único que pensaba era ¿cuándo se van? Cuando ya sentí que se habían aplacado todos los ruidos, me levanté con mucho miedo, abrí la puerta de la habitación y como no escuché nada salí”, contó Nelly sobre la violenta secuencia que duró unas dos horas mientras los ladrones le revolvían la casa.

La mujer ya había sufrido un robo en octubre, cuando ladrones ingresaron a su casa mientras ella no estaba. Tras ese hecho, decidió enrejar todas las ventanas pero pareció no ser suficiente para los delincuentes.

LEÉ MÁS

Escándalo en Don Pedro: echaron a un árbitro por acosar a una asistente de 16 años

El chofer sancionado: "Prefiero estar suspendido y no tener cargo de conciencia"

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído