Un contador quiso evitar un robo a tiros y lo mataron

Buenos aires. Cinco ladrones disfrazados de empleados entraron a una fábrica de alimentos de la localidad bonaerense de San Martín y subieron al segundo piso, donde estaba la tesorería. Ahí encontraron a Horacio Álvarez, el contador, quien los enfrentó a los tiros, y lo mataron.

El hecho ocurrió poco después del mediodía del martes. La banda actuó a cara descubierta y, al parecer, con un dato preciso. Cuando lo sorprendieron en la oficina, Álvarez tenía en su poder una suma de dinero destinado al pago de sueldos. La víctima entregó la plata pero cuando se fueron, tomó un arma y fue tras ellos con la intención de recuperar lo que habían robado. Nunca advirtió que uno de los ladrones todavía estaba dentro del edificio hasta que sintió el impacto en su cuerpo.

Te puede interesar...

El delincuente rezagado le pegó un tiro en la ingle al contador, que murió poco después en el Hospital Thompson por la gravedad de la herida. Los asaltantes escaparon en un auto con pedido de secuestro que fue abandonado en un túnel bajo nivel ubicado sobre la calle Juárez y las vías del ferrocarril Mitre, a un par de cuadras del lugar del hecho. Las cámaras de seguridad de la empresa registraron toda las secuencia por lo que analizan las imágenes para identificar a los prófugos. Iban vestidos con ropa de trabajo blanca, botas del mismo color y la cara descubierta.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído