Una nena de dos años casi muere en la cárcel

La pequeña, que vive con la madre en un penal de San Juan, tomó una pastilla de otra presa que estaba en el suelo y quedó internada en grave estado.

San juan. La pequeña hija de Guadalupe Andrada, una mujer sanjuanina de 30 años que asesinó a su pareja, Pablo Ojeda, y que en los próximos días enfrentará su juicio, estuvo en grave estado luego de ingerir una pastilla que estaba tirada en la cárcel, donde vive junto a su mamá.

Andrada está detenida desde 2017 acusada de haber matado a Pablo Ojeda. Procesada por homicidio agravado por el vínculo, la mujer explicó que mantuvo una discusión y, para defenderse de una presunta golpiza de Ojeda, le clavó unas puñaladas que terminaron con su vida.

Te puede interesar...

A la espera del juicio, que será el 22 de abril, un incidente con la hija de Andrada la volvió noticia. La mujer vive junto a su nena de 2 años en el penal por una decisión de la Justicia. Según informó la abogada defensora de Andrada, Filomena Noriega, el hecho se produjo hace una semana, más precisamente el 29 de marzo. La pequeña había consumido una pastilla que encontró en el piso perteneciente a otra interna y cuando la madre, Guadalupe, lo advirtió dio aviso al personal penitenciario. Rápidamente, la niña fue trasladada al Hospital de Niños, donde quedó internada en grave estado. Seguirá unos días más bajo controles, pero ya habría superado la parte más crítica.

¿Qué tipo de pastilla tomó? ¿Qué hacía una pastilla tirada en el suelo del penal? Aparentemente era una medicación perteneciente a otra de las internas.

La mujer fue autorizada para acompañar a su hija durante la internación

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído