¡Alerta fierreros! Banda roba autos tuneados en Neuquén

Bajo la misma modalidad, se alzaron con dos Fiat Uno en 48 horas.

Guillermo Elia
guillermoelia@lmneuquen.com.ar

Neuquén.- Una banda delictiva está robando autos tuneados en la región con la finalidad de desarmarlos y vender los accesorios en el mercado negro. En 48 horas se alzaron con dos Fiat Uno en el centro de Neuquén. El mundo fierrero está en alerta.

Se trata de vehículos cuyo valor de mercado ronda los 45 mil pesos pero, al estar acondicionados, su precio supera los 70 mil pesos.

El primero robo fue la madrugada del viernes en el barrio 30 de Octubre sobre calle Intendente Mango al 1800. Gabriel se enteró recién a las 7 cuando salió para ir al trabajo y descubrió que su Fiat Uno tuneado ya no estaba.

Además de denunciar en la Comisaría Primera, dio a conocer el robo por las redes sociales.
El auto tiene un valor superior a los 100 mil pesos, ya que la principal inversión está en el motor, tiene turbo interculer completo y pistones forjados, entre otras cosas además de accesorios.

A Franco le pasó lo mismo pero la madrugada de ayer en el barrio Santa Genoveva. "Salí con mi novia a eso de las 2 y cuando volvimos a las 5 el auto ya no estaba. Me fui hasta el destacamento del Santa Genoveva a hacer la denuncia, pero los policías no hicieron nada", criticó el joven.

El Fiat Uno negro de Franco tiene un valor superior a los 72 mil pesos, estimó la víctima, y también difundió su reclamo en las redes.

Los robos fueron idénticos. Fiat Uno tuneados y sustraídos en horas de la madrugada. Sus dueños piensan que los tenían marcados y no descarta que pueda haber más víctimas, ya que sospechan del accionar de una banda.

En relojes, luces led, volantes y butacas de competición, parrillas cromadas, llantas de aleación, escape, pedales y parlantes un fierrero puede llegar a invertir, de base, poco más de 21 mil pesos y el tope lo encuentra más en el bolsillo que en el deseo de seguir tuneando.

Para los delincuentes, estos vehículos son atractivos porque sus accesorios son muy requeridos en el mercado negro.

En la mayoría de los casos, tras el robo, los vehículos se los llevan a la zona de la meseta neuquina, aunque fuentes policiales reservadas confiaron que ahora los trasladan a las localidades rionegrinas de Fernández Oro, Allen y Cinco Saltos, donde los desarman en cuestión de horas. Concretada la maniobra, los autos son abandonados despojados de todo.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído