Argentina, el eterno 2º

Maleficio. La Selección no puede romper la racha de 23 años sin títulos y encadena 7 finales perdidas de forma consecutiva. Cerca del festejo en 1995, 2004, 2014, 2015 y 2016 y goleada en 2005 y 2007, el resultado siempre es el mismo. ¿Cuándo nos sacaremos la espina?

Neuquén.- Pasan las finales, pasan los jugadores y Argentina sigue sin salir campeón. Los dos goles de Batistuta contra México en Ecuador 1993 ya quedan muy lejos en el recuerdo. La maldición arrancó en Copa Rey Fahd 1995, hoy denominada Copa Confederaciones. Argentina participó como campeón de la Copa América 1993 y cayó derrotado ante Dinamarca, rey de la Eurocopa 1992.

En los últimos 12 años la Selección llegó a seis finales y las perdió todas, la mayoría resueltas en pequeños detalles. Las tres seguidas con derrota ante Brasil en la última década, la del Mundial contra Alemania con gol en el alargue y las dos por penales contra Chile, que ganó las primeras copas de su historia, marcan a fuego una época donde el éxito le sigue siendo esquivo.

A 1 minuto de la gloria y sin suerte en los penales

Con un equipo que quería revancha por Corea-Japón 2002 y en una final increíble, el equipo de Bielsa estuvo a punto de ser campeón en la Copa América 2004, pero un gol de Adriano al final y los penales le negaron el título.

La menos importante también fue para ellos

El equipo de Pekerman jugó una buena copa Confederaciones 2005 con Riquelme como figura y Luciano Figueroa como goleador, un equipo que iba tomando vuelo con el nuevo DT. La goleada 4 a 1 en la final no tuvo atenuantes.

Otra vez Brasil y una goleada inesperada

De la mano de Basile, se jugó una Copa 2007 en gran nivel, con un equipo soñado que reunía a Riquelme, Messi, Verón y Tévez. Tras golear a México en la semi, el 0-3 de la final fue rotundo, en la 3ª derrota consecutiva con Brasil.

El gol de Götze, el más doloroso de la historia

Después de mucho tiempo se pasó la barrera de los cuartos en Brasil 2014. Fue superior a Alemania y perdió goles claros como el de Higuaín o Palacio. Tras una floja 1ª ronda, Sabella encontró el equipo y estuvo cerca de ganarlo.

En Santiago, la primera frustración por penales

La chance de revancha llegó rápido, tras alcanzar una nueva definición continental en Chile en 2015. La derrota en los penales contra el anfitrión fue otro golpe durísimo para una generación a la que se le negaba otra vez el título.

En Nueva Jersey, una película ya vista

Tras una copa en la que se cansó de golear, en la final no estuvo fino y en un partido parejo volvió a definir por penales. La mala fortuna volvió a estar del lado argentino y justo el mejor de todos falló en la tanda. Una decepción más y van...

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído