Audaz golpe comando en el casino de Plaza Huincul

Se llevaron $700.000 en apenas dos minutos y con clientes jugando.

Plaza Huincul.- Con datos certeros, cumplieron con suma precisión el plan diagramado: en apenas dos minutos, los cuatro delincuentes entraron armados a media mañana, se dirigieron a la oficina donde se estaba contando el dinero y huyeron con 700 mil pesos. El golpe comando fue en el casino Golden Black de Plaza Huincul.

Por el modo de actuar, los investigadores creen que son delincuentes de otro lugar que tuvieron colaboración local y actuaron con muchísima rapidez y certeza.

Poco antes de las 10:30, entraron por la puerta principal del casino, sobre calle Alberdi, y se dirigieron inmediatamente a una oficina donde se estaba realizando el arqueo de caja.

Antes de ingresar, los cuatro hombres se taparon el rostro con capuchas y gorras. No se descarta que hayan contado con asistencia desde el mismo interior de la sala.

A esa hora, había unas 16 personas entre clientes y empleados, pero sólo uno de ellos alcanzó a darse cuenta de la situación y fue rápidamente reducido.

Adicional: A mediados de 2014, la empresa rescindió el servicio policial y sólo tenía un vigilador privado.

En el lugar sólo hay un vigilador privado, ya que el año pasado la empresa había rescindido el contrato por el personal policial adicional.

La oficina donde se realizaba el arqueo de caja no es de fácil acceso, pero los delincuentes llegaron hasta allí sin inconvenientes.

Tras irrumpir en pleno conteo y luego de amenazar al encargado con armas largas, pusieron el dinero dentro de un cesto de residuos y huyeron rápidamente del lugar.

El golpe no duró más de dos minutos y quedó registrado en las cámaras de seguridad internas y externas del casino.

Al salir, los cuatro hombres caminaron hasta un Chevrolet Corsa gris que estaba estacionado sobre la avenida Keidel. La fuga se produjo por Ruta 22 hacia el Parque Este, donde se perdió el rastro del vehículo.

La investigación
Tras la recepción del llamado en la Comisaría 6ª, la Policía y la fiscal Mariza Czaijka pasaron gran parte de la jornada revisando las grabaciones de unas 30 cámaras de seguridad, con la intención de conseguir algún dato certero que permita encaminar la investigación.

Con respecto al servicio adicional, el comisario mayor Leandro Beroiza confirmó que la empresa había rescindido el contrato en 2014 de manera unilateral. "En su momento el municipio de Plaza Huincul intimó al casino, que no podía funcionar sin seguridad policial pero lo hizo igual", explicó.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído