Almeida, número 3 en la cadena de mando del peligroso cártel Primer Comando Capital, fue arrestado tras un procedimiento policial-judicial llevado a cabo en el lujoso domicilio del Barrio Herrera de la capital paraguaya en el que vivía, cuyo dueño es el ex Vélez y Cerro Porteño Roberto Nanni. Según la policía del país vecino, el brasileño es líder de la célula criminal Raio X, perteneciente al PCC, y es buscado por la justicia brasileña por varios delitos, entre ellos secuestro, asociación criminal y narcotráfico.

Te puede interesar...

Tras el allanamiento, se comprobó que el capo narco tenía como seguridad a un agente de la Policía Nacional de Paraguay, el oficial primero Carlos Alfredo Mendoza. Según fuentes policiales, Almeida habría sido uno de los ideólogos del impresionante golpe comando contra un local de la empresa de seguridad de caudales Prosegur en Ciudad del Este llevado a cabo el 24 de abril de 2017. En dicha oportunidad, un grupo de aproximadamente 60 personas, sitió por completo la ciudad utilizando poderosas armas de fuego como fusiles automáticos M16, AK47 lanza granadas, explosivos en gel, granadas de mano y fusiles 50 antiaéreos, para llevarse poco más de 11 millones de dólares, en uno de los robos más grandes conocidos en tierras guaraníes.

Sin embargo, según información de inteligencia que maneja la policía paraguaya, el monto robado no habría sido suficiente para cubrir los costos de la operación y además, habría existido descontento entre los criminales por el reparto que hubo entre los mismos y que al parecer estuvo a cargo del hoy detenido capo del PCC. Por esta razón, Eduardo de Almeida, alias Piska, habría huido de la zona fronteriza y se habría refugiado en Asunción junto a toda su familia. Al momento del allanamiento, el brasileño prendió fuego a unos documentos e intentó huir saltando la muralla pero fue interceptado por los policías que actuaron en el allanamiento.

El ex jugador de fútbol argentino con pasado en Vélez y Cerro Porteño, confirmó que la casa allanada le pertenece. Sin embargo, puntualizó que la administración de la misma está a cargo de una empresa dedicada al manejo de bienes raíces.

Nanni: El jugador admitió que el narco estaba en su casa, pero dijo que no tiene relación con él.

Caminaba tranquilo por los shoppings

El ministro Hugo Vera dijo que Eduardo Aparecido de Almeida era un jefe designado por el Primer Comando da Capital (PCC) para coordinar crímenes en Paraguay. El titular de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad) dijo que los brasileños Eduardo Aparecido de Almeida y Ricardo Moraes Alves, detenidos en las últimas horas, son “soldados del PCC”, designados para trabajar en Paraguay y Bolivia. En cuanto a Almeida, alias “Pisca”, dijo que este es un “pez gordo” del PCC y que fue designado jefe en tierras guaraníes para coordinar los crímenes a ser cometidos por el grupo. Vera añadió que hace dos meses “Pisca” se instaló en Asunción y que desde entonces tiene “una vida tranquila”, pues recorre centros comerciales y lugares turísticos, utilizando datos de un policía llamado Carlos Alfredo Mendoza, quien le brindaba protección. La fiscal Lorena Ledesma adelantó que los dos brasileños detenidos serán expulsados del país, pues la justicia brasileña los busca por varios crímenes.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído