Cómo le Cuesta al Rojo en este tramo del campeonato

Ahora no pudo con Tigre. Luna y Cuesta hicieron los goles de un partido vibrante.

Buenos Aires

Independiente mostró dos caras ante Tigre y empató 1 a 1 como local. Desperdició muchas ocasiones de gol y se salvó en otras tantas. El árbitro fue determinante al no expulsar a Galmarini y cobrar un penal que no era.

Los riesgos que corre el Rojo al jugar con la defensa adelantada fueron aprovechados por el Matador, que mediante la velocidad de Rincón preocupó en cada contraataque con pelotazos a la espalda de los zagueros. De esa manera, a los 18 minutos, el colombiano desbordó y luego de un rebote del arquero Campaña tiró el centro atrás para que la empuje el Chino Luna.

Los de Troglio no se metieron atrás y casi todo el partido fue de ida y vuelta, con escaso detenimiento en el mediocampo.

En ese momento cobró protagonismo el árbitro Fernando Espinoza que, injustamente, no expulsó a Martín Galmarini. El capitán de Tigre estaba amonestado y cortó un pase con la mano de forma claramente intencional.

Luego de las quejas de los jugadores de Independiente, unos minutos después sancionó un inexistente penal de Nelson Ibáñez a Maximiliano Meza. Víctor Cuesta se hizo cargo y acertó desde los 12 pasos para poner el 1 a 1.

En el comienzo del segundo tiempo, los visitantes tuvieron varios ataques mano a mano con los defensores, pero le faltó eficacia en los últimos metros para sacar una ventaja mayor. En el local, el que más intentó fue Diego Vera y esta vez ni Emiliano Rigoni ni Ezequiel Barco pudieron desequilibrar y crear peligro.

A partir de los 20 del complemento, los de Milito se hicieron más protagonistas del juego y estuvieron cerca con un cabezazo de Vera y un tiro de Sánchez Miño que atajó Ibáñez. En el tiempo de descuento, el Marciano Ortiz desaprovechó un error en el fondo de Tigre y, sin marca y con tiempo, definió al cuerpo del arquero.

Con este empate, los de Avellaneda siguen invictos pero llegan a tres partidos sin victorias, contando la Copa Sudamericana. El miércoles con Chapecoenese, en Brasil, se jugará su futuro en esa competición. Aunque no termina de convencer, sigue sumando.

CIFRA

502 minutos sin recibir goles llevaba Martín Campaña.

Desde la derrota 1 a 0 con Defensa y Justicia por Copa Argentina del 8 de agosto que no le convertían al arquero de Independiente. Por el campeonato y la Copa Sudamericana había mantenido la valla invicta en 6 partidos. La última fecha, en el 1 a 1 con Quilmes, el arquero había sido el juvenil Gonzalo Rehak.

"Era un partido que para nosotros era importante ganar, pero no lo logramos. Nos costó atacar bien. Hay que seguir trabajando. Podemos jugar mejor”. Gabriel Milito. El DT de Independiente se lamentó por los puntos cedidos.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído