El clima en Neuquén

icon
29° Temp
39% Hum
La Mañana lifune

Lifune: brutal agresión al DT y jugadores de Don Bosco de Zapala en Centenario

El partido válido por octavos de final de la Copa Neuquén fue suspendido en el entretiempo por los hechos de violencia generados en la parcialidad local.

Centenario y Don Bosco de Zapala empataban 1 a 1 al cabo del primer tiempo, en un partido picante de octavos de final de la Copa Neuquén, el torneo de primera de Lifune en el segundo semestre del año. Maximiliano Quesada abrió la cuenta para la visita y Manuel Méndez igualó en el complemento para el local en La Colonia.

Sin embargo, la violencia volvió a ganar. Las agresiones, que ya no son novedad en esa cancha, fueron brutales para con jugadores y cuerpo técnico de Don Bosco. "Desde el primer minuto que comenzó el partido los simpatizantes de Centenario se subieron al alambrado tirando cosas. El partido fue demorado en dos oportunidades porque tiraban piedras a nuestro arquero (Maximiliano Ávila). Había solo cuatro efectivos policiales", comenzó relatando Daniel Fuentes, entrenador del conjunto de Zapala.

El DT sufrió mareos y un corte en el cuero cabelludo. "Cuando finaliza el primer tiempo, el arquero va a buscar la botella que tenía en el arco y recibe un impacto en la cabeza. Queda tirado, me acerco a ver cómo estaba y recibo el impacto yo. Me rompió la cabeza, literalmente. En ese momento me sentí un poco mareado, como lo estaba el arquero también", explicó el técnico de Don Bosco.

En su relato, Fuentes no solo comentó lo sucedido en el Gigante del barrio Sarmiento, sino que fue más allá. "Se generó algo que sinceramente nosotros como protagonistas debemos evitar. No hay que generar más disturbios, sino tratar de acompañarnos entre nosotros. Porque más allá de que somos rivales dentro de la cancha, somos seres humanos. Lo primero que debe predominar entre nosotros es el bienestar. Ya cuando no hay eso, quiere decir que nosotros no queremos educar a los demás. Creo que ese es un gran problema. Cuando se hace todo por no perder prestigio o un partido", afirmó.

Lamentablemente, los hechos de violencia en Lifune no cesan y la cancha de Centenario ha sido escenario de varios de ellos. La familia del club hace un gran esfuerzo como en todas las instituciones para participar de los torneos, pero las agresiones de algunos hinchas a los rivales son una constante. La diferencia fue que en este caso pasaron a mayores y hubo heridos.

Agredieron al DT de Don Bosco de Zapala.mp4

"Esto se debería terminar, la violencia debería terminar, pero somos nosotros los principales responsables en ayudar a eso. Una vez que me atiende el enfermero, el árbitro me dice '¿cómo estas para seguir?'. Yo tengo que estar lúcido, ¿Cómo van a querer que mi equipo entre a la cancha otra vez? Eso es lo que no logro entender del equipo de Centenario. No estoy para juzgar a nadie, sino para recapacitar sobre esto. Nosotros somos todos amateurs en Lifune. Yo ahora (en el momento de la nota) estoy trabajando. ¿Qué pasaba si a mi me pegaban en un ojo? ¿Qué pasa con mi trabajo, con familia que estaba en la tribuna? ¿Qué pasaba si al arquero le pegaban de otra forma y tenemos que estar hablando de otra cosa?", expresó Fuentes, notablemente afectado en su ánimo.

"Se deben terminar los violentos, pero para terminar los violentos nosotros como club debemos ayudar a eso. No pensar en una sanción, si me quedo afuera de una copa. Va mucho más allá. Hoy fue esto pero el domingo sucedió lo mismo en ese estadio. No le echo la culpa a todos, pasa por 10 o 15 inadaptados que tienen en la cabeza que en la cancha es de vida o muerte, cuando en realidad se puede perder, empatar o ganar. Cuando empecemos a entender eso, creo que va a cambiar. Lo veo muy difícil, pero ojalá que en algún momento se pueda lograr", subrayó el conductor de Don Bosco.

En cuartos de final espera Unión Vecinal, pero será Lifune a través de sus dirigentes y Tribunal de Disciplina el que decidirá los pasos a seguir con esta llave. "Ahora esperaremos el fallo de Lifune, ojalá que sea coherente y no en el cual salgan beneficiados algunos y otros no. Nosotros fuimos a jugar, hicimos tres horas de viaje, planificamos el partido, los chicos dejaron todo un día de semana para viajar. Ojalá que esto termine. Espero que esto no vuelva a suceder en Neuquén ni en ninguna parte del mundo. La preocupación fue grande y, sinceramente, la sacamos barata", cerró Fuentes.

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario