Goleó en un tiempo y va por un Vinotinto

Argentina venció 3 a 0 a Bolivia y alimentó aún más la ilusión copera. Messi ingresó en la segunda mitad y no hubo récord.

Seattle, EE.UU. Ganó bien y hasta descansó. Argentina necesitó un tiempo para golear a Bolivia con equipo alternativo y ratificó el primer puesto de la zona. Fue 3 a 0 con goles de Eric Lamela, Ezequiel Lavezzi y Víctor Cuesta. En el complemento entró Messi, que no hizo la diferencia como ante Panamá en un tiempo que estuvo de más. El próximo compromiso será contra Venezuela, el sábado, por los cuartos de final.

La Selección arrancó con buena tenencia de pelota ante una Bolivia que esperó atrás de la mitad de cancha y la primera de peligro llegó desde pelota parada.

"Fuimos un equipo sólido. Hicimos la diferencia en la primera parte y después nos costó". "Terminamos una buena primera fase, pero nada sirve si no concretamos lo que viene ahora".Gerardo Martino. El DT se ilusiona con lo que viene.

Lavezzi generó la falta y Lamela se hizo cargo pero su remate dio en la barrera, descolocó a Lampe y puso el 1 a 0 en apenas 14 minutos.

4 goles metió el Pocho Lavezzi en la era de Gerardo Martino. Ayer fue uno de los mejores.

Tan sólo dos minutos más tarde, llegó el segundo justamente en los pies del Pocho. Roncaglia mandó el centro, Higuaín cabeceó débil y en el rebote el delantero del Hebei Fortune la mandó al fondo.

La superioridad albiceleste no mermó y Bolivia se siguió replegado pese a la derrota parcial. Llegando a los 32, a la salida de un córner la pelota derivó nuevamente en Lavezzi que mandó el centro para la entrada de Cuesta, que la empujó para poner el tercero. En lo quedó de la primera parte ninguno de los dos generó demasiado.

Ya en el complemento Messi hizo su entrada desde el inicio en lugar del Pipa Higuaín. Además, Biglia ingresó por Banega y fue justamente el que generó la primera con un zurdazo desde afuera del área que tapó bien el arquero.

Messi tuvo la suya desde la misma posición del tiro libre ante Panamá, pero eligió el palo del arquero y la pelota se fue por centímetros. Pese al ingreso del 10, Argentina apaciguó su ataque ante la retrasada defensa boliviana, y la Pulga no se pudo destacar como ante los centroamericanos. Martino agotó las modificaciones a la media hora y mandó al campo a Maidana para cuidar a Otamendi. En lo que quedó, el crack rosarino tuvo tiempo para tirar algún lujo y hasta pelearse con un rival.

Fue victoria cómoda de Argentina, que en el complemento puso la cabeza en el partido del sábado para seguir soñando.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído