Vestidos de obreros, marcaban casas para luego robar en Plottier

Plottier.- Se hacían pasar por empleados de la construcción para hacer inteligencia y luego robar casas en loteos de Plottier. La Policía los detuvo esta semana gracias a vecinos que alertaron sobre la presencia de un auto sospechoso sobre calle Candole. Uno de los delincuentes tenía pedido de captura de Cipolletti.

Fueron los vecinos quienes anotaron la patente del auto rojo que solía merodear las casas y obras en construcción de los loteos San Román, Las Lilas y Fideicomiso Plottier II, y lo viralizaron por las redes sociales. También alertaron a la Policía.

10 robos al menos fueron denunciados y vinculados al accionar de los ladrones del Gol rojo.

El miércoles pasado, un joven vio circular el Volkswagen rojo vidrios polarizados patente IMD 824 otra vez y llamó al patrullero. La Policía lo interceptó sobre calle Candole a unos 500 metros del barrio La Esperanza.

Tras identificar a los dos ocupantes, de 27 y 31 años, saltó que uno de ellos tenía un pedido de captura vigente emitido desde la Justicia rionegrina por hechos de robo en la localidad de Cipolletti. Tras detenerlos y obtener la orden, los uniformados también requisaron el auto y hallaron barretas y grandes destornilladores, con los que se presume violentaban las casas.

"Fueron a mi casa y le dijeron a mi mamá que yo los había llamado para hacer la medianera. Ella les dijo que volvieran más tarde". "Cuando llegué vi el auto, intenté detenerlo, pero aceleraron. Al rato nos enteramos que habían robado en otra casa". Georgina. Vecina del loteo Las Lilas de Plottier

"Hacía un tiempo que veníamos detrás del dato de ese auto. Hubo más de diez robos denunciados vinculados al accionar de dos hombres que se hacían pasar por empleados de la construcción y, con la excusa de realizar trabajos, recorrían las casas para luego volver y robar", describió una fuente policial.

El auto fue secuestrado y alojado en la Comisaría 7ª de Plottier. De acuerdo con la información relevada por este medio, estaría radicado en el paraje Palomar, cerca de General Roca.

Lo que creen los investigadores es que los delincuentes violentaban casas para robar elementos de electrónica que reducían luego en el oeste neuquino.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído