El clima en Neuquén

icon
27° Temp
29% Hum
La Mañana Luis Caputo

Quién es y cómo piensa Luis Caputo, el nuevo ministro de Economía de Javier Milei

El presidente electo Javier Milei continúa con el armado de su gabinete. A su retorno de Estados Unidos confirmó una pieza clave.

Este miércoles se confirmó definitivamente que el exfuncionario del gobierno de Mauricio Macri, Luis Caputo, será el ministro de Economía de Javier Milei a partir del 10 de diciembre próximo. Aquella posibilidad, que comenzó a tomar fuerza en la última semana y media, finalmente es real.

"Toto" Caputo, que durante el gobierno macrista fue elegido como secretario -y luego ministro-, fue apodado por Mauricio Macri como "el Messi de las finanzas". En la segunda mitad de aquel mandato presidió el Banco Central de la República Argentina (BCRA), hasta que renunció en septiembre de 2018 "por motivos personales".

En su gestión, habilitó el pago de u$s 9.352 a los "fondos buitres" en Nueva York. Fue uno de los ideadores del préstamo con el FMI y el impulsor del bono a 100 años que se colocó durante la gestión del expresidente.

El gobernador Gutiérrez se reunió con el ministro Caputo
Luis 'Toto' Caputo junto al gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, en una de sus visitas a la provincia como ministro de Finanzas.

Luis 'Toto' Caputo junto al gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, en una de sus visitas a la provincia como ministro de Finanzas.

Es Licenciado en Economía en la Universidad de Buenos Aires, egresado del Colegio Cardenal Newman (donde estudió con Mauricio Macri), y profesor de Economía y Finanzas en el Posgrado de la Universidad Católica Argentina (UCA).

Además, es primo de Nicolás Caputo, empresario de la construcción y el "hermano del alma" del exmandatario y tío de Santiago Caputo, asesor de campaña de Javier Milei.

La carrera profesional de Luis Caputo

Se desempeñó como jefe de Trading para América Latina del JP Morgan entre 1994 y 1998, y de Europa del Este y América Latina en el Deutsche Bank entre 1998 y 2003. Se desempeñó como presidente del Deutsche Bank en Argentina hasta 2008, cuando creó Axis, una sociedad de Fondos Comunes de Inversión.

A través de su empresa compró dólar futuro, motivo por el cuál tiene una denuncia judicial en la que se lo acusa de enriquecimiento ilícito. Desde la secretaría de Finanzas, firmó -además- un endeudamiento por más de 4.200 millones de dólares “en concepto de infraestructura de Transporte".

En 2018 fue implicado en la investigación "Paradise Papers", donde se reveló que tenía vínculos con fondos de inversión offshore en Islas Caimán, Delaware y Miami.

Protagonizó un escándalo como presidente del BCRA

Caputo viajó a Río de Janeiro para pasar un fin de semana largo a mediados de agosto cuando ocupaba el rol de presidente del Banco Central. El exministro de Finanzas pasó unos días en el Hotel Sofitel del lujoso y famoso barrio de Ipanema, en el sur de la ciudad.

caputo.jpg
Caputo de vacaciones en Río de Janeiro durante la corrida cambiaria.

Caputo de vacaciones en Río de Janeiro durante la corrida cambiaria.

En medio de su viaje, el dólar tuvo la corrida cambiaria más frenética desde el 2001, cuando la cotización oficial pasó de $28 a $40 pesos.

Cómo piensa Caputo, el "Messi de las finanzas"

Apenas asuma, "Toto" Caputo tendrá como una de sus principales misiones desarmar “la bomba de las Leliq” antes de levantar el cepo cambiario.

La propuesta del nuevo ministro incluirá una desarme a través de financiamiento en los mercados internacionales y un canje de deuda voluntario, aprovechando el buen vínculo que el funcionario tiene con el mundo financiero. Ir por esta vía implicará posponer para una segunda etapa la promesa de la dolarización y eliminar el Banco Central.

Esta primera fase del programa económico tendrá prioridad en las finanzas: por eso, el hombre ideal es Caputo, que durante el gobierno macrista fue clave en la colocación de un bono a 100 años y la negociación con los fondos buitre y el FMI.

Milei quiere que “la bomba de las Leliq” se desarme “vía una solución de mercado voluntaria, sin expropiación ni plan Bonex”. Las Leliq son instrumentos de deuda del Banco Central creados en 2018 para mantener estable la emisión: es decir, absorber pesos y evitar que se vayan al dólar.

luis-caputo.jpg

Para Caputo (y también el propio Milei) uno los principales ejes para estabilizar la economía es eliminar el déficit. Según dice, el rojo fiscal se financió hasta ahora con deuda o emisión: en el primer caso genera más déficit financiero y en el segundo inflación y suba del dólar.

La eliminación del cepo no será inmediata, sino que estará sujeto a las Leliqs.

Caputo también coincide con Milei en que no se puede eliminar el cepo de entrada, sino luego de resuelto el problema de las Leliqs y dejando que el mercado determine qué valor tendrá el dólar.

Qué dice sobre la dolarización

La condición que habría puesto Caputo para asumir en la cartera económica habría sido Ocampo no quede al frente del BCRA y deje el lugar para el ex vicepresidente de la entidad, Demian Reidel, quien finalmente tampoco ocupará ese lugar

Así, con el autor de la dolarización fuera de juego, hay escepticismo en las filas del libertario sobre la continuidad del plan para dolarizar y la futura eliminación del Banco Central. Dolarizar la economía implicaría el reemplazo del peso por el dólar como moneda de curso legal, a diferencia de la Convertibilidad de los ‘90, que establecía una paridad entre ambas monedas pero con circulación del peso.

“La dolarización no puede ser una herramienta para estabilizar la economía y lo primero que se necesita es un plan de estabilización”, dijo Caputo en una reunión con os bancos. Esta estabilización incluiría una “hoja de ruta ortodoxa, con un ancla fiscal y monetaria”. “La dolarización no puede ser una herramienta para estabilizar la economía y lo primero que se necesita es un plan de estabilización”, dijo Caputo en una reunión con os bancos. Esta estabilización incluiría una “hoja de ruta ortodoxa, con un ancla fiscal y monetaria”.

Dolarizar, según Caputo, puede resolver la volatilidad del tipo de cambio y el acceso al financiamiento, pero nunca será utilizado como “una herramienta para estabilizar”. “Todo el plan se basa en el equilibrio fiscal”, enfatizó.

“No habrá ninguna sorpresa ni medidas disruptivas”, aseguró también el ministro a los bancos. Con esto, descartó un plan Bonex, reperfilamientos de deuda, ni otras medidas drásticas tomadas en el pasado.

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario