Alberto, en el norte: "La economía se pondrá en marcha como en 2003"

El Presidente recorrió este jueves las provincias de Santiago del Estero y Tucumán, en su primera visita al interior desde el inicio de la cuarentena.

Alberto Fernández realizó este jueves su primera visita al interior del país desde el inicio de la pandemia por el coronavirus. El Presidente visitó las provincias de Santiago del Estero y Tucumán, donde reunió con sus gobernadores, Gerardo Zamora y Juan Manzur, respectivamente. En su primera escala, el mandatario sostuvo que a pesar de la crisis de la economía provocada por la cuarentena el país volverá a "levantarse", como en 2003.

Fernández en Santiago

“En estos días que leo en los diarios que corremos el peligro de caer en default mañana -por el viernes-, me pregunto por qué se mienten así, si estamos en default desde antes de diciembre, solo que no lo escriben, lo ocultan”, advirtió el jefe de Estado. Y agregó: "Renuevo mi compromiso con cada argentino; no vamos a asumir ningún compromiso con nuestra deuda que postergue a los argentinos; no vamos a someter a la Argentina a nuevos compromisos que no podamos cumplir”.

Te puede interesar...

Fernández realizó las declaraciones en la Escuela del Bicentenario santiagueña, un monumento histórico provincial, cuya obra de reparación está paralizada desde abril del 2019 por la falta de giro de fondos por parte de la anterior gestión nacional, a través del denominado Plan Belgrano.

Los ministros del Interior, Eduardo de Pedro; y de Obras Públicas, Gabriel Katopodis; el secretario General de la Presidencia, Julio Vitobello; y el secretario de Obras Públicas, Martín Gill acompañaron al Presidente en su recorrida.

"Quiero que el mundo nos vea como un país honorable que cumple con sus compromisos, por lo tanto no vamos a hacer más de lo que debamos hacer y que nuestros compromisos no signifiquen una nueva postergación de nuestro pueblo”, enfatizó durante el acto, en el que dedicó palabras elogiosas al gobernador Zamora, con quien dijo compartir la "mirada" de lo que "necesita el pueblo", pese a que ambos provienen de orígenes políticos distintos, en alusión a la pertenencia radical del mandatario provincial.

Embed

Fernández replicó palabras de Zamora en cuanto que "no está en discusión la bondad del capitalismo", sino "la degeneración" de ese sistema económico, que "un día prestó más atención a las ganancias financieras que a la producción" y "empezó a desequilibrarse".

En ese sentido, advirtió que la “economía no es una ciencia exacta", sino "una ciencia humanista que nació para distribuir mejor la riqueza entre los hombres” y garantizó que su gobierno trabajará para que "rápidamente la economía se ponga en marcha" una vez que se haya superado la emergencia sanitaria causada por la pandemia de coronavirus, como ocurrió a partir del 2003 tras la crisis social y económica del 2001.

En la ciudad capital, Fernández recorrió las obras de ampliación de colectores y redes cloacales, que beneficiará a 37.600 habitantes directos y a 180 mil indirectos, con una cobertura del 100 por ciento de los desagües cloacales y una inversión estimada de 2.267 millones de pesos. Después, recorrió la Escuela del Centenario, cuya puesta en valor requirió una inversión de 226 millones de pesos, y cuyas aulas, patio y microestadio fueron refaccionados y ampliados integralmente.

El Ministerio de Obras Públicas de la Nación realiza éstas y otras obras en Santiago del Estero por una inversión total de 9.893 millones de pesos, que incluirá la reactivación y finalización de dos obras hídricas que permitirán el acceso al agua potable a más de 80 mil habitantes.

Alberto-fernández-en-Santiago.jpg

También activará cuatro obras viales -que serán finalizadas en 2022- y trabajos de infraestructura social en 18 municipios, que generarán 1.300 puestos de trabajo local en el marco del Plan Nacional Argentina Hace. Tras su visita a Santiago del Estero, el presidente Fernández emprendió viaje a Tucumán, donde tenía en agenda varias actividades con el gobernador Juan Manzur.

Visita a Tucumán

Más tarde, el mandatario recaló en suelo tucumano, donde recorrió, junto al gobernador Juan Manzur, una fábrica de autopartes y un hospital modular destinado a la atención de pacientes con coronavirus COVID-19 e inauguró una planta de tratamiento de líquidos cloacales. Durante su visita, el Jefe del Estado dijo estar satisfecho porque “Tucumán es una provincia que se muestra preocupada por la pandemia y empieza a abrir su actividad responsablemente”.

Además, precisó: “Como el otro día lo pude ver en Volkswagen, en Buenos Aires, hoy lo vi en Scania, donde responsablemente y con protocolos muy severos, los trabajadores volvieron a trabajar y preservando la salud de todos y de cada uno de ellos". “Estoy muy contento porque los gobernadores han actuado con mucha responsabilidad”, resaltó.

En primer lugar, el Presidente visitó la planta de Scania en la localidad de Colombres, 15 kilómetros al este de la capital provincial, que retomó sus actividades el pasado 27 de abril bajo estrictos protocolos sanitarios y donde se producen autopartes para la exportación.

Se trata de la primera terminal automotriz argentina en volver a producir en el contexto del aislamiento social, preventivo y obligatorio que dispuso el Gobierno para mitigar la propagación del COVID-19. Participaron de esta actividad el director de Scania Tucumán, Fabio Barreto, y los gerentes Marcos Roldán y Rodolfo Chaves.

A continuación, en la ciudad contigua de Banda del Río Salí, Fernández recorrió el hospital modular que fue construido en forma anexa al Hospital del Este “Eva Perón” y que incorporó 120 camas que se suman a las 130 que posee el principal centro de salud del este tucumano para atender posibles casos leves o moderados de COVID-19. El mandatario fue recibido por la ministra de Salud provincial, Roxana Chahla, y por el intendente local, Darío Monteros.

Alberto-Fernández-en-el-norte-del-país-Tucumán-Manzur.jpg

El Presidente encabezó luego el acto de inauguración de una planta de tratamiento de líquidos cloacales ubicada en el municipio de Las Talitas, al noroeste de la capital provincial. Recientemente el gobierno nacional, a través del Ente Nacional de Obras Hídricas de Saneamiento (Enohsa), concretó el traspaso de esta obra a la órbita provincial para su habilitación y puesta en funcionamiento. La planta, que demandó un desembolso de 190 millones de pesos, beneficiará a 130 mil vecinos.

También asistieron a esta actividad el intendente de las Talitas, Carlos Najar; y el gerente General de Sociedad Aguas del Tucumán, Augusto Guraiib.

Por último, el Presidente y el gobernador realizaron una conferencia de prensa en la Casa de Gobierno provincial al término de la firma de una serie de convenios entre el Ministerio de Obras Públicas de la Nación y la Gobernación de Tucumán.

LEÉ MÁS

Se disparan los casos de coronavirus en el país: se registraron 648 en un día

Analizan cuál será el monto del refuerzo del IFE

Optimismo del FMI por un acuerdo entre Argentina y los acreedores

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído